Mercedes C111: un prototipo único como utilitario, para el día a día, de un fashion star

 |  @davidvillarreal  | 

No importa la excusa. No, no importa. Cualquiera que sea la razón que haya invitado a Mercedes-Benz a sacar a esta preciosidad de su museo, a llevarlo a pasear por las calles de Stuttgart, no importa. Hablamos del Mercedes C111, el PROTOTIPO, con mayúsculas. De una de las bestias que a finales de los sesenta se propusieron tantos retos, que incluso de haberse lanzado décadas más tarde lo habríamos seguido considerando todo un adelantado a su tiempo. El caza-récords salió a pasear con una excusa un tanto absurda. Pero qué más da. Es el Mercedes C111, tenía alas de gaviota, un motor rotativo de tipo Wankel y hubiera puesto en apuros a todos sus coetáneos, incluidos los más rápidos.

El Mercedes C111 es uno de los “laboratorios sobre ruedas” que Mercedes-Benz utilizó en los años sesenta y setenta para batir numerosos récords de velocidad y desarrollar diferentes tecnologías aerodinámicas.

No importa que el protagonista del vídeo no sea piloto, que sea imagen de moda, y uno de esos hombres que ha hecho que a todo el mundo le entre una fiebre repentina por dejarse barba de tres semanas. En el vídeo hay un Mercedes C111 rodando por la calle, entre el tráfico; un conductor que divaga sobre la vida sin mover los labios, con una voz en off; un tipo que para en el súper a comprar un brick de leche en un prototipo de un valor incalculable. ¿Qué más se puede pedir?

El vídeo forma parte de la promoción de la Mercedes Fashion Week de Berlín, que tendrá lugar la próxima semana. Y aunque no lo parezca, y yo haya venido a aquí a hablar de coches, es una crítica divertida e inteligente, a modo de cortometraje, de los clichés con los que la moda pretende llegar hasta los consumidores mediante la publicidad. ¿Quién no se ha levantado en el lado fashion de la cama alguna vez? ¿Quién no se ha sentido tan bien vestido alguna vez que, sin darse cuenta, ha acabado caminando en slow motion?

Volviendo al tema que nos ha traído hasta aquí, el Mercedes C111, tan solo os daré unas pinceladas de lo que supuso aquella saga de prototipos y os remitiré a nuestra publicación sobre su historia. No solo hubo uno, sino hasta cuatro prototipos C111. Los hubo con alas de gaviota, diseños aerodinámicos innovadores (Kammback), motores rotativos, diésel y turbos, se batieron numerosos récords de velocidad y resistencia, 60 horas a 252 km/h de media en Nardò, medias superiores a 300 km/h durante más de 12 horas y más de 1.000 millas. Y el culmen, 403.978 km/h en 1979. Casi nada, ¿no?

En Diariomotor: Mercedes C111, el laboratorio de pruebas y records de los años 70

Lee a continuación: Mercedes podría presentarnos al nuevo C 63 AMG Coupé en el Salón de Frankfurt

  • petro

    Lo vi en directo en una exposicion en Paris en 1989… yo era un niño y no habia la información q circula hoy en dia, pero me recuerdo el.impacto q tuvo en mi. No conseguia hablar de otra cosa. Fue mi primera pasion automovilística!
    Pero el q vi tenia montada una especie de aleta de tiburon en la parte trasera, lo q hizo q el impacto duera todavia mas grande.
    Con o sin aleta, es impresionante.

    • BorjaRS

      Yo tengo uno tamaño 1:18 en una balda de la habitación desde que era un crió y hoy en día con 28 años me lo quedo mirando embobado…precioso.

  • LS R

    Qué bueno que remiten a un artículo donde se explican sus variantes, el que vale la pena, porque este artículo, en específico, es una idiotez.