CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Fórmula 1

2 MIN

Curiosidades F1: Un patrocinador mucho antes del mítico Gold Leaf

Àlex Garcia | 4 Ene 2017
Yeoman Credit Cooper 1960
Yeoman Credit Cooper 1960

Cuando se piensa en la primera presencia de patrocinadores en el mundo de la Fórmula 1, la referencia prácticamente unánime es la de la tabacalera Gold Leaf que tiñó de rojo, blanco y dorado los Lotus 49 de finales de los años 60. Pero como demasiado a menudo sucede en la historia, los verdaderos pioneros son olvidados en favor de aquellos que obtienen los primeros éxitos. La realidad es que hubo patrocinadores totales en la Fórmula 1 mucho antes de Gold Leaf.

No nos referimos a los pequeños logos que algunos coches lucían a mediados y finales de los años 60 sino a verdaderos acuerdos comerciales que cambiaban por completo la identidad de un equipo. El primero en intentar algo así fue el Yeoman Credit Racing, una estructura que nació con el dinero de la compañía financiera Yeoman Credit, fundada a mediados de los años 50 por Joseph Samengo-Turner. Inicialmente el equipo se asoció con la British Racing Partnership -BRP- para competir en Fórmula 2 y Fórmula 1.

La operación se basó en el incremento de negocios relacionados con la venta de coches, lo que hizo que Samengo-Turner viera en las carreras una oportunidad de promocionar su empresa. Con el tiempo la asociación con BRP llegó a su fin y fue reemplazada por Reg Parnell Racing. Incluso llegaron a ser el equipo oficial de Lola en su debut histórico en la Fórmula 1 en 1962. En ese entonces, el nombre del equipo había pasado a ser Bowmaker Racing en honor a la empresa propietaria de Yeoman Credit, Bowmaker Limited.

Además de ser la primera instancia en la Fórmula 1 donde una empresa cambiaba el color de una estructura de carreras -los colores verde y rojo del Yeoman Credit fueron y son ampliamente reconocidos-, también fue la primera vez en la que un acuerdo comercial acabó cambiando el nombre de un equipo. Con el tiempo, se darían casos de cambios de nomenclatura oficial pero lo que está claro es que el Yeoman Credit se adelantó a su tiempo de forma increible en cuanto a acuerdos comerciales.