Cerrar CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónSearch Icon
Fórmula 1
Logo Icon

2 MIN

Antonio Giovinazzi pilotará el Haas en 7 sesiones de viernes

Antonio Giovinazzi se está convirtiendo en uno de los pilotos más solicitados del mercado de la Fórmula 1. El italiano es el tercer piloto oficial de la Scuderia Ferrari y su vinculación a la marca del Cavallino Rampante le ha dado oportunidades de las que no todos han dispuesto. Y parece que su papel en el organigrama de Ferrari va en aumento, ya que pilotará el Haas VF-17 en siete sesiones de entrenamientos libres a partir del próximo Gran Premio de Gran Bretaña.

El monoplaza del equipo estadounidense, vinculado a Ferrari, estará en las manos de Giovinazzi en los libres de los GP de Gran Bretaña, Hungría, Italia, Malasia, México, Brasil y Abu Dabi. Kevin Magnussen le cederá el asiento en todas esas carreras menos en México, dónde será Romain Grosjean el que se baje para dejar paso a un Giovinazzi sólido que tiene muchas opciones de correr a tiempo completo en 2018. Su papel en Ferrari suponía una ayuda de cara a un volante futuro y es planteable pensar que el avance del italiano es un toque de atención tanto para Magnussen como para Grosjean.

El potencial de Giovinazzi ha crecido a pasos agigantados en los tres últimos años, en los que se ha proclamado subcampeón de la Fórmula 3 europea y de la extinta GP2 Series. Su rápido aprendizaje y su agresividad llamaron la atención de muchos observadores y su papel en Maranello le dio la oportunidad de debutar en Fórmula 1 en el GP de Australia, cuando suplió al lesionado Pascal Wehrlein en Sauber. Una actuación sólida en Australia se compaginó con una accidentada en China, dónde chocó con el muro en la Q1 del sábado y en plena carrera. Aún así, el futuro del italiano se plantea de forma excelente, quizá incluso hasta el punto de colisionar con las intenciones que Ferrari tenga con Charles Leclerc, piloto de la Driver Academy transalpina y actual líder del campeonato de Fórmula 2.