Brett Moffitt gana con suerte y consolida su posición frontal en la Truck Series

 | 

Finalizó el intenso mes de junio de la Camping World Truck Series en Chicagoland. Texas abrió cuatro semanas consecutivas de carreras para la categoría pequeña a nivel nacional y otro milla y media como el de Chicago cerró la acción que entre medio pasó por los pequeños Iowa y Gateway. Hubo pelea y alternancia en el trazado representativo de la tercera ciudad de Estados Unidos y en él se impuso Brett Moffitt, uno de los principales protagonistas de 2018 en el filo de la navaja económico y que aprovechó la mala suerte final de un sólido John Hunter Nemechek.

Noah Gragson salió desde la pole position en la cayente tarde y fue rápidamente adelantado por su compañero de primera fila, Dalton Sargeant. Nemechek estuvo a punto de chocar en paralelo con Todd Gilliland pero después le pasó en el duelo por la tercera posición, relegando también Johnny Sauter y Stewart Friesen al joven de Toyota. Bo LeMastus trompeó en la curva 4 y Sargeant resalió mal tras el accidente, perdiendo tres posiciones y quedando en duelo con Friesen. Gragson tomó el primer puesto y lo mantuvo hasta que Nemechek se lo robó en la última vuelta del primer segmento. Friesen, Sargeant y Moffitt les siguieron.

Matt Crafton subió siete posiciones en boxes y se puso quinto, dispuesto a atacar a los líderes, cuyo representante provisional en Korbin Forrister fue absorbido por el pelotón al no parar en boxes durante la caution reglamentaria. Ross Chastain reventó un neumático a mitad del segundo segmento pero su accidente no alteró la estrategia de los líderes en partes cortas de la carrera, como tampoco hizo el toque entre Friesen y Sargeant que envió al segundo en trompo. Moffitt ayudó con buenas resalidas a Gragson y le presionó hasta el final del segundo segmento, que Gragson se adjudicó por delante de Moffitt, Nemechek, Friesen y Sauter.

Nemechek se puso líder en el pit lane al esquivar por la mierda a un Gragson que tuvo que cruzarse al tener delante de su pit stall a Sauter. Moffitt adelantó a Gragson en la resalida y presionó a Nemechek durante varias vueltas hasta que consiguió ponerse líder a falta de 62 giros. Sauter y Gragson peleaban por la tercera posición sin descuidar al dúo de cabeza, que se convirtió en trío al alcanzar Sauter a Moffitt y Nemechek. Recuperó Nemechek el liderato al ceder Moffitt ante un grupo de doblados y el hijo del ex Cup Series Joe intentó escaparse sin éxito de sus rivales inmediatos, a la vez que Ben Rhodes le peleaba la cuarta posición a Gragson.

Se acabó descolgando Sauter como tercer clasificado, quedando Nemechek y Moffitt como líderes y doblando a pilotos trascendentes justo al empezar la última ronda de pit stops. Crafton fue el único piloto de relevancia en parar antes de la colisión entre Friesen y Jordan Anderson, perdiendo dos vueltas y la opción de obtener algún resultado significativo; también perdió posiciones Sauter al romperse el gato elevador en su detención. Retomaron su duelo por el triunfo Nemechek y Moffitt, quedando Gilliland, Rhodes y Sauter detrás.

Gilliland se fue al muro con un pinchazo a falta de 12 vueltas, perdiendo así un merecido buen resultado con problemas en la suspensión. Nemechek controló a Moffitt en la parte final pero el de Chevrolet se quedó sin gasolina en el último giro por un error de cálculo cuando lo tenía todo bajo control. Moffitt logró así su tercera victoria (segunda en tres carreas) y ayuda a solucionar más los problemas de patrocinio de su equipo, que estuvieron a punto de dejarle sin competir en Chicago. Rhodes fue segundo y logró su mejor resultado de la temporada, seguido de Sauter, Gragson y Brandon Jones; Nemechek cruzó la meta séptimo.

Lee a continuación: Kyle Larson domina en la inmensidad de la Xfinity Series