CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Otros circuito

6 MIN

Chase Briscoe gana un nuevo festival de la tierra en Eldora

Héctor Sagués | 19 Jul 2018
chase-briscoe-victoria-nascar-trucks-eldora-2018
chase-briscoe-victoria-nascar-trucks-eldora-2018

El atractivo que presenta la cita anual de la Camping World Truck Series en Eldora se ve en pocos circuitos en el automovilismo mundial. Es habitual ver óvalos de tierra con distintos niveles de inclinación y de velocidad en Estados Unidos y NASCAR se unió a la fiesta de los modifieds y los late models en 2013, con la introducción del pequeño trazado de media milla al oeste de Ohio. Un año más la competición resultó ser emocionante e imprevisible, aunque los Ford de ThorSport Racing demostraron su mayor valía por segunda semana consecutiva en un campeonato en el que la marca del blue oval resucita tras la costumbre dominadora de Toyota y Chevrolet.

Las cinco carreras de clasificación reglamentarias vieron muchas sorpresas, como las caídas de John Hunter Nemechek, Noah Gragson, Johnny Sauter y Dalton Sargeant a la Last Chance Qualifier, la última ronda de acceso al evento principal. Ben Rhodes, Todd Gilliland, el invitado Chase Briscoe, Matt Crafton y Stewart Friesen vencieron dichas carreras, asaltando las posiciones altas habituales de la categoría como Grant Enfinger y Brett Moffitt, el Cup Series Ryan Newman, el líder de ARCA Sheldon Creed y estrellas de los midgets como Logan Seavey (con un potente pick-up del Kyle Busch Motorsports) y Chris Windom.

Con 32 asientos disponibles en la final y 25 ya definidos, apenas siete de los 14 inscritos en la LCQ competirían en el Dirt Derby. Nemechek y Gragson lograron las dos primeras posiciones de forma sencilla a pesar de sufrir Nemechek una mala resalida, dos trompos de Ray Ciccarelli le dejaron fuera. R.J. Otto tenía que quedar primero o segundo y se puso detrás de Nemechek pero dos malas resalidas le relegaron a pelear con Tanner Thorson; Otto acabó trompeando a falta de tres vueltas y fue eliminado del evento principal junto a Braden Mitchell, Jennifer Jo Cobb, Trevor Collins, Ciccarelli, Mike Harmon y John Provenzano.

Rhodes, Gilliland y Crafton se organizaron pronto en las tres primeras posiciones, siendo los choques con el muro el tratamiento habitual en un circuito tan pequeño. Tomó Rhodes un hueco inicial de dos segundos respecto a Gilliland presionado por un versátil Windom, doble campeón en USAC (Silver Crown en 2016 y Sprint Car en 2017) y que intentó clasificarse para la Freedom 100 hasta que partió el chasis en un accidente.  Sauter y Justin Fontaine causaron las primeras cautions en sendos trompos solitarios, aprovechando Friesen las resalidas para acosar al líder Rhodes y llegando ambos a situarse en 3-wide junto a Seavey.

Windom se pasó de frenada por la línea interior e hizo trompear a Friesen, perdiendo el control Creed, Cody Coughlin y Fontaine en trompos separados en medio del grupo. Rhodes aguantó la presión de Seavey para ganar el primer segmento, seguidos de Briscoe, Windom y Tyler Dippel. La estrategia nada parecida a la estándar y el corto pit lane hace que aquellos que deciden parar en boxes entren por grupos y los que no lo hacen se detienen en pista un momento para evitar doblajes involuntarios y mayores problemas de seguimiento de las vueltas. Los neumáticos se cambian más tranquilamente gracias a un reloj límite de tres minutos.

Briscoe regresaba a la Truck Series y planteaba serias dudas a Rhodes en la lucha por la primera posición hasta que el líder entró en boxes con un pinchazo y perdió un terreno prácticamente irrecuperable bajo bandera verde. Enfinger y Windom pelearon por la segunda posición con el habitual de K&N East Dippel pero Crafton se llevó por delante al de 18 años en la primera curva y Newman chocó con la parte trasera del bicampeón Crafton. Enfinger, Windom y Myatt Snider se situaron detrás de Briscoe, a la vez que Friesen remontaba hasta un top 20 que poco a poco alcanzaron Nemechek, Gragson y Ty Dillon desde retrasadas posiciones de parrilla.

Enfinger alcanzó a Briscoe e intentó ponerse líder por el interior de forma infructuosa, aunque no dejó de impresionar a su improvisado compañero de equipo. Perdía Rhodes dos vueltas con ritmo lento después de su pinchazo, cerrando el segundo segmento con lejanas opciones de repetir el triunfo obtenido en Kentucky. Briscoe, Enfinger, Seavey, Austin Wayne Self y Windom eran los cinco primeros clasificados al final de la segunda parte, en la que Friesen alcanzó el top 10 después de pelearse con media parrilla en un ascenso particular que también protagonizaban Self (cuarto tras partir undécimo) y Austin Hill (noveno después de salir 21º).

Seavey y Self se colocaron primero y segundo al elegir parar con prioridad en el primer segmento, colándose Friesen en dicha pelea. Enfinger y Briscoe alcanzaron el top 10 junto a un tenso Kyle Strickler que golpeó el muro sin miedo, mientras Rhodes trompeó de nuevo pero sacó su Ford a tiempo para evitar la caution. Friesen y Self se entorpecieron luchando por la segunda posición, permitiendo que Seavey adquiriese una ventaja de cuatro segundos que Friesen intentó recortar pacientemente.Windom retrocedió en el top 10 y cedió incluso ante un recuperado Dippel que ascendió tras el choque con Crafton.

Dippel y Self se tocaron a falta de 21 vueltas para el final y perdieron el control en la pelea por el sexto lugar. Seavey resalió perfectamente en un paralelo a cuatro bandas con Enfinger, Briscoe y Friesen pero la caution salió de inmediato por un trompo de Gilliland que obligó a Snider a trompear a su vez para esquivar al Toyota. Hill colisionó con Snider y Coughlin se perdió por detrás, garantizando un final tenso a cinco vueltas. Briscoe cerró el interior a Enfinger, el centro a Seavey y el exterior a Seavey pero un accidente en la recta trasera entre Sargeant, Strickler, Norm Benning y J.R. Heffner forzó el esperado Overtime.

La resalida a dos vueltas no pudo ser mejor: Briscoe tomó incomprensiblemente el interior pero aguantó el primer puesto ante Enfinger con pundonor por apenas 38 milésimas. Friesen, Crafton, Moffitt, Gragson y Nemechek se colaron arriba al final por delante de Seavey, octavo. Cerraron el top 10 Justin Haley y el piloto de modifieds Nick Hoffman. Ty Dillon fue 11º, seguido de cerca por los incidentados Dippel (13º), Windom (14º), Creed (15º) y Sauter (16º). Self (18º) y Snider (20º) salvaron el top 20 que no consiguieron otros pilotos con accidentes en Hill (21º), Gilliland (22º) y Sargeant (27º); Rhodes y Newman acabaron aún más lejos.