CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Fórmula 1

3 MIN

La Fórmula 1 no descarta modificar los monoplazas para poder correr en mojado

Iván Fernández | 18 Nov 2022
f1-lluvia-carreras-fia-2
f1-lluvia-carreras-fia-2

Se esperaba algún tipo de movimiento por parte de la FIA y de la Fórmula 1 para que no se volvieran a dar espectáculos tan dantescos como lo vivido esta temporada cada vez que la lluvia ha hecho acto de aparición. Con la adopción de las nuevas reglas técnicas, los monoplazas lejos de permitir ver bonitas carreras sobre mojado, con coches incluso más complicados de pilotar, nos mostraba que esta normativa sufría un acuciante problema con el espray.

La Fórmula 1 no puede adoptar las medidas de otros campeonatos como son las de retrasar la disputa del Gran Premio al lunes (no lo permitirían los acuerdos de derechos televisivos), ni tampoco puede permitirse que cada vez que la lluvia aparece se tenga que cancelar la carrera, especialmente con un calendario tan global y con tantos millones de euros en entradas en juego. Es por ello que la Comisión de la Fórmula 1 ha estado trabajando en un buen número de propuestas para evitar que esto siga ocurriendo en el futuro.

Todos los cambios serán sin embargo de cara a 2024, por lo que estas modificaciones en el reglamento deportivo deberían ser susceptibles a una revisión integral en los próximos meses a través de los distintos filtros de la FIA y las conversaciones con las escuderías y FOM. El punto culminante apunta a finales del mes de abril de 2023, cuando deberían ser aprobadas dichas medidas. Entre ellas nos encontramos precisamente a una de esas medidas lógicas para afrontar todos estos problemas con el spray en condiciones húmedas, con posibles modificaciones en los coches y en su kit de carrocería para reducir dicho efecto de las salpicaduras.

Comunicado de la FIA - Comisión de la F1 (Noviembre de 2022)

Los comentarios de los conductores han sugerido que se ha reducido la visibilidad en condiciones extremadamente húmedas con esta última generación de coches, lo cual es un factor determinante clave para comenzar o suspender las sesiones.

Por lo tanto, la FIA inició un estudio para definir un paquete de piezas con el objetivo de suprimir el rocío generado cuando se conduce en condiciones húmedas. El estudio se centró en lo siguiente:

    • Definición de un kit de carrocería estándar, con el objetivo de evitar que las salpicaduras de los neumáticos funcionen en condiciones húmedas mediante el uso de una carrocería mínima sobre las ruedas (pasos de rueda).
    • Comprender la contribución del agua superficial captada a través de los túneles inferiores para comprender su significado.
    • Garantizar que el diseño no obstaculice indebidamente los cambios de neumáticos en las paradas en boxes.
    • Buscar beneficios adicionales como luces extra para mejorar la visibilidad del automóvil.
    • Dispositivos que solo deben instalarse antes de una carrera o durante una bandera roja debido a condiciones de humedad extrema