CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Otros circuito

3 MIN

Kyle Busch alcanza el récord de Ron Hornaday, monarca de la Truck Series

Héctor Sagués | 2 Ago 2018
kyle-busch-victoria-nascar-trucks-pocono-2018
kyle-busch-victoria-nascar-trucks-pocono-2018

Pocono tiene una cita de la Camping World Truck Series desde 2012 y su disputa se ha visto marcada por la igualdad y el tedio a partes iguales. Desgraciadamente, en 2018 tocó lo segundo y la carrera del gran trióvalo no dio mucho de que hablar, más allá del dominio habitual de los Kyle Busch Motorsports y la llegada en los libros de historia del jefe de dicho equipo. Y es que Busch obtuvo en Pocono su victoria número 51 en la categoría, empatando así con el cuatro veces campeón Ron Hornaday como máximo vencedor de la Truck Series en su 24ª temporada.

Noah Gragson no pudo competir en la carrera por culpa de un problema estomacal que le impidió salir a clasificación y le dejó desmayado en el pit lane. Le sustituyó Erik Jones, que no tardó en remontar desde la cola de la parrilla mientras Kyle Busch y Todd Gilliland lideraban. Justin Haley siguió el ritmo de los Toyota, aunque Busch y Myatt Snider decidieron entrar en boxes al final del primer segmento con complejas estrategias. Brett Moffitt perdía nueve vueltas en reparar daños mecánicos y Gilliland ganó el primer segmento a Haley, Dalton Sargeant, Erik Jones y Grant Enfinger.

Haley, Gilliland y Enfinger pusieron dos neumáticos en sus detenciones de forma sorprendente, cediendo al liderato a Busch y Snider con cuatro hábiles gomas. Snider no ejecutó bien la resalida y perdió cuatro posiciones, permitiendo una vez más el dominio de los pick-up del Kyle Busch Motorsports. Sargeant se mostraba peleón y adelantó al menos experimentado Gilliland, permitiendo la fuga de Busch y Jones. Llegó Jones a adelantar a su jefe y compañero de equipo antes de irse ambos al pit lane. Stewart Friesen siguió en pista y venció el segundo segmento al pasar cerca del final a Snider, que también fue adelantado por Enfinger.

Sargeant y Joe Nemechek habían hecho el undercut perfecto a los KBM y se pusieron líderes en la resalida, pero los Toyota apenas tardaron en retomar las primeras posiciones y dejaron atrás a Sargeant en solo tres giros. Busch tomó una distancia de dos segundos que pudo guardar respecto a Jones, mientras papá Nemechek defendía una honrosa cuarta posición por delante de Sauter, Friesen, Haley, Enfinger, Gilliland, Crafton y demás pesos pesados del campeonato. El veterano acabó siendo adelantado en la suplencia de su propio hijo, ocupado en Iowa con la Xfinity Series.

Jones presionó a Busch entre doblados y le pasó a brevemente a falta de nueve giros, recuperando Busch el primer puesto por la línea exterior y defendiendo a partir de entonces su territorio con mayor vehemencia, la misma que usó Sauter ante Haley y Enfinger después de ser adelantado por Friesen. Busch igualó el récord de Hornaday con su 51ª victoria, seguido de Jones, Sargeant, Friesen y Haley. Enfinger y Crafton sumaron puntos importantes para un play-off que no tienen garantizado, quedando Gilliland y Sauter en medio de ambos y cerrando Nemechek una buena carrera con un meritorio top 10.