ESPACIOS
COMPETICIÓN
Cerrar CERRAR
Competición

3 MIN

Mercedes muestra un W10 aún más plateado que sus predecesores

Llegamos al ecuador de las presentaciones de la Fórmula 1 en 2019 con la nueva máquina del equipo dominador de la era V6 turbo. Mercedes cumple una década exitosa como fabricante oficial y ha sacado a relucir el W10, su nueva arma para esta temporada y que ya ha recibido su bautizo en Silverstone. Lewis Hamilton y Valtteri Bottas repiten por tercer año consecutivo en la marca de la estrella plateada, que intentará repetir doblete en los Mundiales de Pilotos y Constructores por sexta temporada seguida y superar los cinco años de dominio que ejerció Ferrari en ambos títulos entre 2000 y 2004.

Bottas ha estrenado el coche esta mañana, tomando el relevo Hamilton por la tarde. Las nuevas regulaciones aerodinámicas hacen que Mercedes tenga que seguir el camino del W09, más estable que el «idiosincrático» W08 en palabras del director técnico James Allison. La reducción de peso en algunos materiales de la suspensión debería ayudar a reducir el desgaste de los neumáticos traseros, uno de los pocos errores del equipo alemán en 2018. La arquitectura del coche sigue siendo muy parecida a otros coches de Brackley y no se espera que la fórmula del éxito cambie.

El motor sigue el mismo camino que sus predecesores y el trabajo de Petronas será vital para el rendimiento de un vehículo que empezó a desarrollarse a finales de 2017. La marca malaya ha estado con Mercedes desde su regreso como fabricante a la F1 y la asociación no ha podido ser más exitosa, inversión que Petronas también ha aprovechado a pesar de la marcha de su Gran Premio local. Es posible que el mayor cambio en la unidad de potencia sea su sistema de refrigeración, radicalmente distinto según el responsable de motores Andy Cowell y un cauteloso Toto Wolff.

2019 será un nuevo desafío, hay que empezar de cero por los cambios de reglamento. No hay que confiarse y todos los equipos pueden ser rivales por el título. Lewis y Valtteri han tenido que desconectar del ambiente de la Fórmula 1, hecho importante en una temporada larga. Ambos están frescos y tienen ganas de competir, como hizo Valtteri en el Arctic Rally. Él tiene el apoyo del equipo y quiere acallar las críticas. Todo ha cambiado mucho desde que Mercedes regresó a la F1 en 2010, tuvimos que plantar las bases primero y mejorar nuestro rendimiento más adelante. No hubiéramos soñado con el éxito de los últimos cinco años y mantendremos nuestro espíritu en otras categorías como la Fórmula E, de la cual aprenderemos para aplicar la mejor tecnología en nuestros coches de calle.

Cargando...