Los fabricantes temen que los World Rally Cars de 2022 se disparen hasta el millón de euros

 |  @fernischumi  | 

El próximo mes de abril saldemos de dudas acerca de si la reglamentación híbrida del Mundial de Rallyes cuenta con los apoyos suficientes por parte de los fabricantes para salir adelante. Desde Skoda apuntaron a que están convencidos de que saldrán adelante gracias al compromiso de Hyundai Motorsport y Toyota GAZOO Racing, sin embargo, no conocíamos cuál era la posición de M-Sport Ford hasta ahora, mientras que desde Citroën Racing ya han aclarado que es insostenible tener un programa en el Mundial de Resistencia y otro en el WRC con la misma tecnología y de forma simultánea.

Ha sido Malcolm Wilson otro de los encargados de dar un toque de atención acerca de lo que puede ser el encarecimiento de la próxima generación de World Rally Cars, en este caso a través de unas declaraciones recogidas por el medio Motorsport Magazine que se produjeron durante la conferencia de prensa del británico en el encuentro de la Asociación de la Industria del Automóvil. En ellas, el británico advierte que los coches de 2022 podrían llegar a rondar el millón de euros.

Los cochesvan a ser demasiado caros. Personalmente, creo que eso va en contra del ADN de lo que se trata el rally. Es una locura correr con coches de 1 millón de euros chocando por un camino de tierra en las profundidades de Argentina. Creo que aún podemos crear el mismo espectáculo para el aficionado por menos, lo cual es importante. Los coches actuales del WRC siguen siendo muy caros. Históricamente hemos vendido entre 8 y 14 WRC al año, pero para la generación actual hemos vendido cinco en tres años.

Los R5 como recambio de la actual generación de WRC:

Por las palabras de Wilson, todo parece apuntar a que el patrón de M-Sport es uno de los que respalda la posibilidad de que sean los R5 los ocupantes del lugar de los World Rally Cars en la categoría reina. Malcolm aboga por hacer que “los coches se vean agresivos, sexys y rápidos”, aunque este caso “basados en R5, con alerones más grandes y un sistema híbrido”. Por si fuera poco, los patrocinadores también son conscientes de esta época de cambio que vive la industria del automóvil lleva a que esos sponsors puedan buscar series en pleno crecimiento como la Fórmula “

Los coches de la categoría WRC2 tienen un precio máximo de alrededor de 190.000 euros. Lo que realmente me preocupa es el avance en el futuro. Estás ampliando la brecha para cualquier joven aspirante a piloto.  Siempre he intentado crear una escalera de oportunidades hasta el WRC. Lo que ha sucedido es que la brecha entre el WRC 2 y WRC se ha vuelto muy grande.

Debemos recordar que en la actualidad se habla que un World Rally Car de la generación presente estaría en torno al 600.000 euros (por encima), mientras que para el alquiler se habla de que podría estar en torno a los 200.000 euros por cada rally participado, una cifra que no es del todo descabellada si tenemos en cuenta las pocas unidades que cada fabricante tiene disponibles. Por ejemplo Citroën habría construido 18 unidades del C3 WRC desde 2017, de las cuales cinco han quedado fuera de circulación o destruidas, y un par han sido únicamente coches de exhibición.

Vía | Motorsport Magazine

Lee a continuación: El Rallye Monte-Carlo tendrá 11 World Rally Cars inscritos para su edición 2020

  • M.A.

    Algún dia la FIA dejara de intentar "arreglarlo" todo, y entonces pueden pasar dos cosas; o que todo se arregle solo, o el fin del motorsport.
    En cualquiet caso estaremos mejor que en esta epoca de incertidumbres y de cambios constantes. Y de "evolución dirigida" reglamentariamente, en vez de que sea la pista y la competición los que evolucionen los modelos y las mejoras.
    No las imposiciones reglamentarias.

  • Txesz

    Si hace más de 10 años Prodrive vendía los Impreza S12 por, creo recordar, 480.000 €, está claro que los WRC actuales están bastante más cerca del millón de €, si es que no pasan de esa cifra.

    Pero las marcas/equipos son las primeras responsables de este encarecimiento. Ya en 2015 el cambio por levas y para 2017. diferencial central activo e implementos aerodinámicos a punta pala.

    Para hacer que los futuros WRC sean R5 híbridos no hacia falta entonces modificar tantolos WRC de 2011. Y todos sabian perfectamente que la hibridación iba a llegar más pronto que tarde. No admitirla en 2017 solo suponía darle una patada hacia adelante al problema.