CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Fórmula 1

6 MIN

Previa del GP de la Toscana 2020. La Fórmula 1 da la bienvenida a Mugello en el peor momento de Ferrari

Iván Fernández | 10 Sept 2020
previo-gp-toscana-2020-f1-2
previo-gp-toscana-2020-f1-2

Al igual que Portimao, se trata de una pista completamente inédita en el Mundial de Fórmula 1, de la que no muchos pilotos conocen sus secretos más allá de haber competido hace muchos años, antes incluso de llegar a las categorías inmediatamente teloneras del Gran Circo. Situado entre montañas de la zona de la Toscana, el Circuito de Mugello es el trazado propiedad de Ferrari, con 15 curvas de velocidad media y alta, y una cuerda de 5.245 m. Sus curvas de media y alta velocidad apuntan a que premiará a los equipos con un paquete aerodinámico sobresaliente, entre ellos Mercedes-AMG F1 y Red Bull.

Es una de esas pistas que precisamente se conoce por su fluidez, seguramente más atribuible a Moto GP que a los largos y anchos monoplazas de F1 que compiten en la actualidad en el Mundial. Esa sensación de circuito de velocidad, muy satisfactorio para los pilotos, viene caracterizado por la ausencia de chicanes y de curvas lentas (la de menor velocidad es la 1, de unos 150-180 km/h), siendo la frenada del final de recta de meta la frenada más fuerte, donde precisamente vemos a las prototipos de la categoría reina del Mundial de Motociclismo levantar la rueda posterior.

A muchos les puede llegar a recordar al primer sector de Suzuka, con las enlazadas formadas por Luco, Poggio Secco y Materassi, aunque en este caso, su estrechez y el ángulo de la curva de salida. A partir de este punto, lo coches tendrán que afrontar una de las zonas más bonita, con distintos cambios de altura y la hora de afrontar la Arrabbiata, dos curvas de derechas rapidísimas en la que los Fórmula 1 rodarán al límite de su adherencia.  El récord no oficial de vuelta lo tienen Rubens Barrichello y Ferrari desde 2004: 1:18.704, siendo el escenario de las Finale Mondiali, así como una de las paradas del programa de Cliente de los de Maranello, con Marc Gené o Giancarlo Fisichella rodando habitualmente con los monoplazas de los acaudalados compradores.

Para esta cita, Pirelli ha escogido los tres compuestos más duros de la gama: C1 (duro-Blanco), C2 (medio-amarillo) y C3 (blando-rojo), en este caso buscando asegurarse de no sufrir nuevos contratiempos. Aunque hay previstas algunas tormentas en el inicio de la próxima semana, por el momento los partes meteorológicos de cara al Gran Premio de la Toscana parecen apuntar a tiempo seco y cálido durante todo el fin de semana.

Mugello representa una incorporación fantástica al calendario del Campeonato del Mundo y tiene un significado especial para Pirelli, ya que aquí fue donde probamos por primera vez nuestros neumáticos de Fórmula 1 (agosto de 2010). Estamos ante un trazado muy rápido y espectacular y que, sin duda, plantea grandes exigencias a las gomas, lo que nos ha llevado a optar por los compuestos más duros. Los entrenamientos libres serán determinantes para recopilar los máximos datos posibles, y puede que veamos a algunas formaciones dividir sus programas de rodaje para acumular más datos sobre los neumáticos – Mario Isola

Cómo llegan los equipos al Gran Premio de la Toscana

Llegamos con la resaca de los anuncios. Debemos tener en cuenta que no solo el pasado domingo pudimos conocer que Alpine tomará el testigo de Renault como representante del Grupo en la Fórmula 1 a partir de la próxima temporada, sino que además será el primer Gran Premio en el que no veremos a un representante de la familia Williams al frente de los de Grove. La imagen de Claire despidiéndose casi sin hacer ruido el pasado fin de semana en Monza dejaba esa sensación amarga de ver dar carpetazo a una parte de la historia del campeonato.

Pocos, muy pocos, hubieran predicho que si había un equipo italiano ganando en casa el pasado fin de semana no iba a ser Ferrari. Tras el ridículo de la Scuderia en Monza, toca ver si los homenajes a los del cavallino se refieren únicamente al nombre del Gran Premio y al Safety Car teñido de rojo por Mercedes-AMG, o si se logra recuperar la senda de los resultados. No serán los únicos que deberán recuperarse de los sinsabores del Templo de la Velocidad, ya que Red Bull Racing también completó su peor actuación desde el Gran Premio de Austria con el que se abrió la temporada.

Tengo la sensación de que podría ser mejor que los dos últimos fines de semana para nosotros en cuanto a rendimiento. Realmente espero que mañana confirme lo que pienso, pero debería ser un poco más positivo y veamos cómo va. Físicamente, hicimos un filming day hace unos meses aquí. Reiniciar en una pista como esta fue bastante difícil para el cuello, pero debería estar bien porque hemos tenido muchas carreras desde entonces – Charles Leclerc

En el extremo opuesto, una McLaren estelar y la machada realizada por AlphaTauri, la cual muchos pueden achacar únicamente al Safety Car, pero también se consiguió gracias a la gran forma mostrada por al AT01 desde Silverstone, especialmente los domingos, lo que permitió a Pierre Gasly tirar del grupo hasta escaparse del pelotón y así aprovechar el colchón creado para defenderse de un Carlos Sainz inconmensurable.

Cosas a tener en cuenta del Gran Premio de la Toscana

  • Será el primer fin de semana con público en las gradas. Aunque seguramente a Ferrari le gustaría que llegara este momento con un mejor rendimiento competitivo, buena parte de esos 3.000 aficionados que se repartirán entre los distintos graderíos estarán formados por miembros de los distintos clubs de la marca del cavallino, esperando a celebrar un buen resultado de Charles Leclerc o Sebastian Vettel.
  • Ferrari celebra su Gran Premio número 1.000 este fin de semana en Mugello, y como parte de los tributoss, Mick Schumacher pilotará el Ferrari de su padre Michael con el que ganó el título en 2004.
  • Hay cambios en la dirección de Williams con la futura salida de Mike O'Driscoll de su puesto de director ejecutivo de Williams Grand Prix Engineering, siendo Simon Roberts, hasta ahora director de operaciones de la parte de F1, asumiendo dicho puesto.