ESPACIOS
Cerrar CERRAR
Actualidad

3 MIN

El Alfa Romeo 8C ha regresado, mejorando su receta original, pero obligando a un gran sacrilegio que no todos entenderán

Atreverse a tocar determinados coches clásicos podemos considerarlo casi que una profesión de alto riesgo, sin embargo en Officine Fioravanti le han echado valor con un icono como el Alfa Romeo 8C Competizione. Sí, no tengo la menor duda de que para muchos este trabajo será considerado como un absoluto sacrilegio, sin embargo antes de juzgarlo, quizá te merezca la pena conocer el trabajo realizado por Fioravanti para reinterpretar al Alfa 8C.

¿Es posible mejorar el Alfa Romeo 8C Competizione?

Quizá esta es la pregunta que muchos se estén haciendo en su cabeza, pero lo cierto es que más allá de su excelso diseño, su puesta a punto o el carácter de su motor V8 de origen Maserati – mejor dicho Ferrari -, lo cierto es que el Alfa Romeo 8C Competizione nunca fue un superdeportivo perfecto a ojos de ciertos probadores como el famoso Jeremy Clarkson, haciendo especial hincapié en el mejorable funcionamiento de su cambio robotizado.

Por ello en Officine Fioravanti y a petición de un adinerado cliente, han decidido reimaginar el Alfa Romeo 8C Competizione para pulir lo que podríamos considerar como sus «defectos». De este modo, en sus talleres de Coldrerio (Suiza) y realizando un trabajo totalmente artesanal, han cogido una unidad del 8C y se han puesto manos a la obra.

Se trata del primer Alfa Romeo 8C Competizione con cambio manual

Detalle del cuentakilómetros Alfa Romeo 8C, estética clásica y deportiva.

La primera gran modificación se ha llevado a cabo en la transmisión, reemplazando el cambio robotizado por una caja de cambios manual de 6 relaciones para así mejorar el comportamiento y las sensaciones al conducir este coupé. También se ha recalibrado la ECU del motor 4.7 V8 atmosférico para extraer más de los 450 CV declarados originalmente, aunque no se detalla cuál ha sido la mejora.

Al mismo tiempo se han instalado unos nuevos amortiguadores de tipo coilover firmados por Öhlins, así como un sistema de frenos carbocerámico Brembo que permita mejorar la potencia y resistencia del 8C al límite, ya que a diferencia del 8C Spider, ninguno de los 500 8C coupé pudo instalar de serie un equipo de este tipo.

Con un precio por seguro astronómico, pero sin reparar en calidad y exclusividad, puede que no sea el último 8C Competizione que veamos reinventarse

El Alfa Romeo 8C Competizione, ejemplo de elegancia y potencia italiana.

Para terminar esta adaptación, Officine Fioravanti también ha reemplazado los asientos originales por unos nuevos baquets diseñados en colaboración con Laboratori Meccanica Torino. Estos asientos están fabricados en fibra de carbono y emplean un tapizado en piel de color rojo, permitiendo así ahorrar peso, mejorar la sujeción, aunque manteniendo un diseño muy deportivo y en consonancia con el resto del habitáculo.

Presentado durante el Concorso d’Eleganza Villa d’Este de 2024 junto a otro trabajo realizado sobre un Ferrari 512 BB, Fioravanti no ha comunicado el precio del proyecto 8C Competizione M – así ha sido bautizado -, sin embargo debemos dar por hecho que se moverá en torno a las 6 cifras y que por seguro no será el último 8C Competizione que veamos modificado por el taller suizo.

Dame tu opinión sobre este artículo

Ni fu, ni fa
Me ha gustado
¡Muy bueno!

David Clavero

Desempeñando la labor de redactor y probador de coches desde su incorporación, su experiencia le ha permitido convertirse en presentador, creador de contenidos y coordinador editorial en diferentes proyectos dentro de Diariomotor.

Cargando...