CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Legislación

3 MIN

E-catalizadores, o por qué tu coche Euro 7 tardará medio minuto en arrancar su motor

Sergio Álvarez | @sergioalvarez88 | 17 Nov 2022
Europa Diesel Gasolina 2035  01
Europa Diesel Gasolina 2035  01

¿Te acuerdas cuando tu coche de carburador tardaba una eternidad en arrancar en las frías mañanas de invierno? Esta estampa anacrónica que solo unos pocos recordarán podría volver a estar de rabiosa actualidad con la llegada de la normativa anticontaminación Euro 7. Esta normativa, aunque suavizada con respecto a los borradores originales, supone un duro jaque a los coches de combustión interna, cuyas emisiones deben estar en los valores homologados desde el momento en que se ponen en marcha. Es aquí donde entran en escena los nuevos e-catalizadores.

Sin entrar en demasiados detalles normativos, la Euro 7 endurece los límites de emisiones contaminantes, y se introduce un nuevo precepto que limita la cantidad total de contaminantes en los primeros 10 km de los ciclos de homologación, iniciados con el motor frío. Esto supone un gran reto para los sistemas anticontaminación de los coches: la combustión no es perfecta cuando el motor de un coche está frío. Y para solucionar este problema técnico, los fabricantes y proveedores recurrirán a los nuevos e-catalizadores, o supercatalizadores.

Todo vehículo que se fabrique a partir de julio de 2025 tendrá que ser compatible con la normativa Euro 7.

No dejan de ser catalizadores relativamente convencionales en su concepto de funcionamiento, pero la novedad es que serán rápidamente precalentados. Un catalizador necesita estar a cientos de grados para funcionar adecuadamente y reducir las emisiones del coche. Lo que muchos OEM plantean es introducir una resistencia (un calefactor) y un ventilador que los precaliente antes de arrancar el motor. Esta operación no es instantánea, y se estima que demora medio minuto. Medio minuto desde el momento en que presionamos el botón de arranque del coche.

Hasta que no pase ese medio minuto el motor no arrancará. El tiempo podría acortarse de forma significativa adelantando el calentamiento mediante sensores que detecten que abrimos el vehículo u ocupamos los asientos. En todo caso, proveedores como Mahle Powertrain afirma que incluso en este caso habría un retardo de unos cuantos segundos al arrancar el vehículo. A nivel técnico este sistema de precalentamiento exigirá la presencia de un sistema eléctrico de 48 voltios o algún tipo de hibridación, debido al consumo eléctrico de este sistema.

Los e-catalizadores son muy voluminosos, y podría ser complicado instalarlos en coches pequeños o bajos.

Otra alternativa a este precalentamiento del catalizador podría ser un sistema de quemador, similar al de una calefacción de gasóleo. No obstante, este sistema no es el más óptimo: afectará al consumo de combustible y puede ser ruidoso. Los e-catalizadores son un 30% más voluminosos que los catalizadores actuales y el coste añadido a la hora de comprar un coche será de unos 600 euros, según la Unión Europea. Este sobrecoste se une al de los filtros de partículas para frenos y el resto de refinamientos anticontaminación de los Euro 7.

Desde Autocar Business afirman que el "retrofit", o la retrocompatibilidad de los e-catalizadores con coches y motores ya existentes será como mínimo un reto, y esto provocará que la oferta de vehículos de combustión se reduzca aun más. Además, su coste provocará que solo vehículos de mayor valor añadido - vehículos como SUV o crossover de precio elevado - opten por continuar ofreciendo motorizaciones electrificadas de combustión interna, llevando a la desaparición tácita a segmentos como el de los urbanos o utilitarios.

La transición a la movilidad de cero o bajas emisiones excluirá a las rentas bajas, condenándolas a la segunda mano.