El Mercedes S 560 e, el híbrido enchufable más lujoso, comienza a venderse al amparo del ciclo WLTP

 |  @sergioalvarez88  | 

Mercedes está convencida de que la propulsión eléctrica es el futuro de la marca. En 2022 ofrecerán versiones electrificadas de todos los modelos de su gama y para 2025 esperan que un cuarto de sus ventas sean eléctricos puros. Los primeros pasos hacia esta movilidad 100% eléctrica pasan por los híbridos enchufables. Entre estos enchufables el Mercedes S 560 e es el rey, una lujosa berlina de representación que ahora se actualiza según el nuevo ciclo WLTP. Esta actualización trae consigo una batería de mayor capacidad, que permite al Mercedes Clase S enchufable recorrer más distancia en modo 100% eléctrico.

El Mercedes S 560 e sólo está disponible en versión larga y combina la potencia de un motor 3.0 V6 biturbo de 367 CV con un motor eléctrico EQ Power. Aún conserva un propulsor V6 convencional, ya que la Clase S no se ha pasado a los nuevos seis en línea con sistema eléctrico de 48 voltios. Su motor eléctrico EQ Power desarrolla 90 kW de potencia – 122 CV, para que nos hagamos a la idea – suficientes para mover al coche por sí mismo en todo tipo de condiciones, a velocidades de hasta 130 km/h.

El Mercedes Clase S enchufable sólo está disponible con carrocería de batalla larga. Es una versión de alta gama, una alternativa a los S 560 con motor V8 Biturbo.

Cuando se requiere más potencia, el V6 entra en funcionamiento y aporta ese extra que el motor eléctrico no puede aportar. La potencia combinada del sistema es de 476 CV, con un par máximo de 700 Nm. El Mercedes S 560 de combustión interna desarrolla 469 CV, el mismo par motor y acelera hasta los 100 km/h sólo 0,3 segundos más rápidamente – el híbrido acelera hasta los 100 km/h en 5,0 segundos. La diferencia del S 560 e con respecto al S 560 es que el híbrido enchufable tiene en su maletero una batería de litio-níquel-manganeso-cobalto y 13,5 kWh de capacidad.

Esta batería es más pequeña que la del anterior Clase S híbrido, pese a tener una densidad energética un 50% superior. Ha sido desarrollada íntegramente por Accumotive, filial de Daimler. Con esta batería es capaz de recorrer hasta 50 km en modo 100% eléctrico, homologando unas emisiones de CO2 de 59-57 g/km. El consumo homologado de esta berlina de representación híbrida es de 2,6-2,5 l/100 km – valores NEDC correlacionados. En cuanto a su recarga, gracias a un cargador de a bordo de 7,4 Kw, la batería puede recuperar el 90% de su carga en hora y media, usando un wallbox convencional.

Se había presentado hace ya un año, pero comienza a venderse con plena compatibilidad WLTP.

El grupo híbrido tiene cuatro modos de funcionamiento, entre los que se encuentra un interesante modo eficiente, en el que se usa el motor térmico lo menos posible. Alternativamente, podemos conservar la carga de la batería para cuando vayamos a entrar en una zona urbana o residencial. La batería alimenta el sistema eléctrico de a bordo, permitiendo también el uso de la climatización sin necesidad de tener el motor térmico arrancado. Su precio en Alemania arrancará en 96.065 euros.

Lee a continuación: Así nacieron los frenos ABS hace 40 años, en un Mercedes Clase S de 1978

Es el tope de la gama Mercedes y también una referencia tecnológica mundial para la industria del automóvil. No es poco.

Ver todos los comentarios 0