CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Mecánica

4 MIN

Por qué tu diésel necesita AdBlue

David Villarreal | @davidvillarreal | 24 Sept 2022
Adblue Diesel Logo
Adblue Diesel Logo

De un tiempo a esta parte, los conductores que utilizan un diésel han tenido que acostumbrarse, necesariamente, a la presencia de un nuevo dispositivo y un aditivo, el AdBlue, que está presente en la práctica totalidad de los diésel modernos. Un sistema que, como veremos a continuación, se ha convertido en una condición indispensable para seguir comercializando algunos diésel y, con ello, ha obligado a los conductores a familiarizarse con sus particularidades, como la necesidad de tener que recargar el aditivo para que los diésel equipados con AdBlue funcionen correctamente.

¿Por qué necesita AdBlue to diésel? Los sistemas AdBlue han acabado convirtiéndose en un estándar de los motores diésel con la llegada de normativas de emisiones más estrictas, en los que los umbrales de emisiones de NOx han ido reduciéndose progresivamente. Aunque algunos fabricantes han conseguido cumplir los umbrales de emisiones con sistemas como la recirculación de gases, la práctica totalidad de los motores diésel han tenido que ir incorporando sistemas para hacer un tratamiento posterior de los gases de escape.

De manera que tu diésel necesita AdBlue para cumplir con las normativas de emisiones europeas y también para minimizar sus emisiones de gases contaminantes, en este caso los NOx.

¿Qué es el AdBlue? El AdBlue es una marca registrada de la solución acuosa de urea al 32,5%

AdBlue para reducir emisiones de NOx

¿Y por qué nos preocupan tanto las emisiones de NOx que reduce el AdBlue? Según la Organización Mundial de la Salud la exposición prolongada y en altas concentraciones al dióxido de nitrógeno (NO2) puede ir asociada de "casos de asma, síntomas bronquiales, alveolitis e insuficiencia respiratoria".

Definitivamente, las altas concentraciones de NOx son perjudiciales para la salud. De ahí que en las urbes españolas existan sistemas de vigilancia de emisiones, que controlen que las concentraciones de contaminantes como este no superen los umbrales establecidos por la Unión Europea - que prevé sanciones para aquellas ciudades que incumplan con ellos - y establezcan planes para reducir la concentración, como restringir el tráfico de vehículos privados o recomendar a la población medidas para protegerse de ello. Algunos de los episodios de alta contaminación que se han vivido en los últimos años en grandes ciudades, como Madrid, han estado precisamente relacionados con altas concentraciones de NOx.

Cuando confluyen altas concentraciones de NOx con unas condiciones meteorológicas concretas y una alta irradiación solar, las moléculas de NOx se descomponen formando ozono (O3). El ozono estratosférico ejerce una función importante para los seres vivos, por protegernos en la capa de ozono de la radiación ultravioleta. Pero el ozono que se genera en estos procesos y que se acumula en el aire que respiramos, conocido también como ozono troposférico, es muy dañino para la salud y en altas concentraciones y en una exposición prolongada puede ser un "importante factor de mortalidad y morbilidad por asma" tal y como advierte la OMS.

El AdBlue contribuye a reducir emisiones de NOx e indirectamente de ozono, contaminantes que en altas concentraciones y exposiciones prolongadas son muy perjudiciales para la salud

AdBlue, una necesidad

Siendo rigurosos, aunque nos refiramos como AdBlue al sistema en toda su extensión que reduce las emisiones de nuestros diésel, el AdBlue es en realidad la marca registrada del producto, del aditivo que se emplea en los diésel modernos, de la disolución acuosa de urea al 32,5%. La urea es un compuesto químico conocido, sobre todo, por estar presente en mayores proporciones en la orina y el sudor.

El aditivo AdBlue es necesario para el buen funcionamiento de aquellos coches que estén dotados de este tipo de sistemas. De ahí que el conductor deba preocuparse de rellenar el depósito del aditivo y el coche pueda dejar de funcionar si se agota el aditivo.

Para tener más información, recomendamos la lectura de nuestra guía sobre el AdBlue y algunas de las guías y consejos que hemos publicado en los últimos años sobre el AdBlue y sus particularidades: