CERRAR
MENÚ
Diariomotor EléctricosLogo Diariomotor Eléctricos
Híbridos

6 MIN

Prueba del Honda Civic e:HEV 2022, no hay un compacto híbrido tan deportivo como él

Elena Sanz Bartolomé | 28 Jun 2022
Prueba Honda Civic Ehev 2022   00
Prueba Honda Civic Ehev 2022   00

Los seres humanos (en mayor o menor medida) tendemos a prejuzgar: ¿no os ha pasado nunca que os presentan a alguien, no os termina de caer bien, pero, a medida que os conocéis, se convierte en una de las personas de tu círculo más íntimo? Mi relación con el nuevo Honda Civic ha sido así. Su estética normalizada y sus mayores medidas dieron paso a mis prejuicios: ha dejado de ser el que era… hasta que me puse al volante. Honda ha conseguido algo que casi nadie ha logrado hasta el momento: no hay un compacto híbrido tan deportivo como Honda Civic e:HEV 2022.

Antes de esta prueba dinámica, tuvimos la oportunidad de conocer el Honda Civic e:HEV 2022 en una presentación virtual y en una estática, donde pudimos analizar los primeros detalles del compacto japonés. La marca sigue calificándolo como tal aunque su largura haya crecido hasta los 4,551 metros; la anchura se mantiene (1,802 metros) y la altura disminuye hasta los 1,408 metros. La distancia entre ejes es, ahora, de 2,734 metros y el peso en vacío es de 1.517 kilos. El volumen del maletero es de 410 litros.

29
FOTOS

Hacemos especial énfasis en sus cifras porque los cambios que en ellas ha vivido el Honda Civic e:HEV 2022 lo convierten en un coche más estable. Algo a lo que contribuye una carrocería que es un 19% más rígida con respecto al modelo anterior y también es más liviana: el capó es de aluminio en lugar de acero (algo que le ayuda a ser un 43% más ligero) y el portón trasero es de resina así que pesa un 20% menos.

Un híbrido que no parece híbrido

Hecho este paréntesis, vamos a meternos en faena. El Honda Civic e:HEV 2022 está impulsado por un esquema híbrido compuesto por un motor de gasolina de ciclo Atkinson e inyección directa de 2.0 litros de nuevo desarrollo y dos propulsores eléctricos. Desarrollan una potencia total de 184 CV y cuentan con un par máximo de 315 Nm.

Está asociado a una transmisión eCVT (nada que ver con el cambio CVT que tienes en la cabeza) de engranajes fijos diseñada para minimizar la fricción mecánica, que, además, cambia entre la propulsión eléctrica, híbrida y por combustión sin avisar y sin la intervención del conductor. Por último, dispone de una batería de iones de litio (1,05 kWh) de gran densidad de potencia que alimenta a ese par de motores eléctricos.

El motor del Honda Civic e:HEV 2022 tiene cuatro modos de conducción. El Sport acentúa la respuesta del acelerador y mejora el rendimiento, el Eco ajusta la respuesta del acelerador para mejorar el ahorro de combustible, el Individual permite adaptar las características del coche a su estilo de conducción (incluyendo el peso de la dirección y la respuesta del acelerador) y el Normal ofrece una configuración equilibrada entre rendimiento y eficiencia.

El consumo del Honda Civic e:HEV 2022

Antes de pasar a las sensaciones de conducción, tenemos que detenernos para hablar del consumo del Honda Civic e:HEV 2022. Las cifras oficiales desvela que su consumo medio combinado es, según el Ciclo WLTP, de 4,7 l/100 km con unas emisiones de 108 g/km. Sobre el papel y dentro de su segmento, no existe un compacto que por tamaño y potencia mejore estas cifras.

¿Qué ocurre en la realidad? Nuestra prueba dinámica duró casi tres horas en las que atravesamos entornos urbanos (Madrid y algunas localidades de la provincia), recorrimos carreteras secundarias y circulamos por autovías. Con una conducción normal, algo de alegría en las vías más sinuosas y la climatización funcionando de forma constante debido a la ola de calor, nuestro Honda Civic e:HEV reflejó un consumo de 5,1 litros/100 kilómetros. Aunque es ligeramente superior a la cifra oficial, sigue siendo un registro contenido.

Prueba del Honda Civic e:HEV 2022

Llega el momento de subirse a bordo del Honda Civic e:HEV 2022, un coche definido por muchos como el híbrido más deportivo: ¿es un órdago o es una sensación fiel a la realidad? Por el titular de esta prueba habréis deducido que se trata de lo segundo: si os vendasen los ojos y os subieran a este nuevo Honda Civic sería complicado que, por su comportamiento, adivinaseis que se trata de un híbrido. La única pista os la daría su carácter silencioso, que el Modo Sport elimina con un sonido bastante natural.

El puesto de conducción del Honda Civic e:HEV 2022 es cómodo y goza de buena visibilidad. El nivel de tecnología es el esperado en un coche de nueva factura, el nivel de equipamiento de serie es abundante desde la versión de acceso (la nuestra es la Advance, el tope de gama) y sólo hay una cosa que puede chocar en función de los gustos personales: hay elementos (como el cuadro de instrumentos) que parecen no haber evolucionado al mismo ritmo que el resto del coche, algo que suele ocurrir con las marcas japonesas.

Una dirección más rígida y directa

Nos ponemos en marcha y lo primero que notas es el tacto directo y comunicativo de la dirección, que ha ganado en rigidez y en estabilidad. Honda aseguraba que había reducido el retardo de las interacciones disminuyendo la fricción en un 28% respecto al modelo anterior… y así ha sido. El coche se nota más refinado, más seguro y más aislado: hay una menor transferencia del ruido, la vibración y la rumorosidad al habitáculo.

En los recorridos urbanos es la parte eléctrica la encargada de impulsarnos así que la capacidad de respuesta es más inmediata. Cuando abandonamos estos entornos y aceleramos, el propio coche da paso al modo híbrido. Es aquí donde, además, aprovechamos para sacar partido a la frenada y a la desaceleración para recuperar y mejorar la eficiencia general: queremos ajustarlos lo máximo posible a esa cifra de consumo oficial.

Predecible y más lineal

Cuando encaramos carreteras secundarias, el Honda Civic e:HEV se muestra estable en los virajes gracias a esa mayor distancia entre ejes (+3,5 centímetros) y a un ancho de vía trasero más amplio (+1,8 centímetros). Sus movimientos no son pesados ni torpes aunque sí es cierto que tiene un comportamiento más predecible. ¿La razón? Cuenta con un sistema de detección de carreteras de curvas con el que el coche adopta el modo de propulsión más adecuado en cada momento para mejorar la capacidad de respuesta y reducir los cambios frecuentes e innecesarios.

En autovía es donde más ha mejorado el Honda Civic e:HEV. Antes le costaba responder a esa demanda de potencia, algo que, ahora, han corregido con la parte eléctrica de su motor híbrido. Hay un control lineal del cambio que ofrece una sensación de aceleración más sólida, algo que, como decíamos antes, se enfatiza con el control activo de sonido (ASC) del Modo Sport. A una velocidad alta y constante, el coche cambia a la propulsión por combustión asistida por el motor eléctrico cuando es necesario. Cuando nos acercamos al máximo, vuelve a la conducción híbrida para dar rienda suelta a la parte eléctrica. Y todo esto sin que tú tengas que hacer nada y, sobre todo, sin que lo notes en el comportamiento del coche.

29
FOTOS

Vídeo destacado del Honda Civic