Lo último de Suzuki es "casi un Toyota": primer adelanto del Suzuki Swace

Daniel Valdivielso  |  @valdi92  | 
Suzuki Swace 01

Suzuki lleva tiempo trabajando en diferentes soluciones para mejorar su eficiencia global de cara a una Unión Europea cada vez más estricta y exigente con la contaminación de los vehículos que se venden en los países que la componen. De ahí que en la actualidad todos los modelos de Suzuki cuenten con un sistema microhíbrido. En los próximos meses llegará el Suzuki Swace, un familiar híbrido que, en realidad, es un Toyota con otra cara.

En los últimos meses hemos asistido a la transformación de la gama de Suzuki. Uno de nuestro coches favoritos, el Suzuki Jimny, tuvo que despedirse debido principalmente a dos motivos: la alta -altísima- demanda y unas emisiones homologadas demasiado elevadas. De esta manera, el Suzuki Jimny desapareció como turismo para regresar como vehículo industrial ligero, con solo dos plazas y unos requisitos de homologación de emisiones mucho menos restrictivos.

Es algo similar a lo que le ha ocurrido al Suzuki Swift Sport, un pequeño "hot-hatch" que desapareció momentáneamente de la gama para regresar equipado con un sistema microhíbrido y una menor cifra de potencia, que se redujo de 140 a 129 CV. Por si fuera poco, hace unos meses conocíamos las primeras imágenes del Suzuki Across PHEV, un SUV medio que, en realidad, no es más que un Toyota RAV4 Plug-in Hybrid con ligerísimas modificaciones estéticas.

Suzuki Swace: el segundo "casi Toyota" de la gama

Fruto de un acuerdo de colaboración muy estrecho entre Toyota y Suzuki, la segunda ha adelantado el primer boceto del Suzuki Swace, un modelo familiar compacto que no es más que un Toyota Corolla Touring Sports remarcado, con ligeros cambios a nivel estético, que llegará a finales de año a Europa para completar una gama completamente hibridada.

El Suzuki Swace sólo llegará al mercado europeo con la mecánica híbrida menos potente de las dos que actualmente se ofertan en el Toyota Corolla, es decir, con un motor térmico de 1.8 litros que, asociado a un motor eléctrico, ofrece un total de 122 CV. A nivel estético no se espera ningún cambio que vaya más allá de un paragolpes diferente, llantas de aleación específicas y un volante con el logo de Suzuki.

 

 

Ver todos los comentarios 1