CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Dodge

3 MIN

¿Qué pasa cuando subes un Dodge Viper con los mismos CV que cinco McLaren 720S a un banco de potencia? (+Vídeo)

Elena Sanz Bartolomé | 21 Ene 2023
Dodge Viper 3000 Cv Banco Potencia Video 01
Dodge Viper 3000 Cv Banco Potencia Video 01

En los años noventa, Dodge hizo toda una declaración de intenciones cuando presentó el Dodge Viper. Se convirtió en el mejor representante del poderío de la industria automotriz estadounidense y, también, en el ojito derecho del país. No hay duda de que este superdeportivo era el mejor ejemplo de la fuerza americana, pero ¿hasta dónde es capaz de llegar con unos cuantos ajustes ‘after market’? Este vídeo nos muestra qué pasa cuando subes un Dodge Viper de más de 3.300 CV a un banco de potencia.

Puede que la producción del Dodge Viper terminase en 2017 con su quinta, y última, generación, pero en el mundo del ‘after market’ sigue más vivo que nunca. Cuando el superdeportivo estadounidense se retiró, el motor que equipaba era un V10 de 8.4 litros que producía 645 caballos a 6150 rpm. Cifras que parecen ridículas al lado de las que logran algunos preparadores.

Un V10 con compañía

Algunos de ellos han sido capaces de exprimir ese bloque para lograr una potencia épica pensando, sobre todo, en las ‘drag race’. De hecho, algunos de los modelos más rápidos del mundo son unidades del Dodge Viper equipadas con doble turbo: un ajuste con el que el superdeportivo estadounidense alcanza niveles astronómicos. El protagonista del vídeo que acompaña a estas líneas es un ejemplo de ello.

Este Dodge Viper ha sido construido por Calvo Motorsports, una compañía conocida por crear algunos de los ejemplares más rápidos de este modelo. No se conocen todas las modificaciones que han hecho en esta unidad, pero sí que su V10 tiene como compañeros a dos enormes turbocompresores de 88 mm firmados por Garrett.

La potencia real

Goobers Garage ha subido el Dodge Viper a su banco de pruebas y lo ha publicado en su canal de YouTube, donde ya protagonizó otro vídeo en 2014 cuando sólo tenía unos 2.027 CV: ahora, ha devuelto 3.363 CV y 3.127 Nm de par máximo. Cabe recordar que estas son las cifras medidas en las ruedas… así que la fuerza real es aún mayor: probablemente produzca más de 3.750 CV. O lo que es lo mismo: sería más potente que casi cuatro Ferrari SF90 Stradale y más que cinco McLaren 720S.

Con semejante torrente de potencia, os podéis imaginar que el comportamiento del Dodge Viper fue, de todo, menos pacífico. El superdeportivo estadounidense lucha, literalmente, con las fijaciones en cada aceleración: tanto es así que la parte delantera se levanta, permanece en esa posición durante toda la prueba y sólo se relaja cuando sueltan el acelerador. Una bestia que, además, escupe llamas. ¿Quién da más?