CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor

4 MIN

El ozono puede ser peligroso y maravilloso, y lo has olido millones de veces sin saber lo que es

Juan Carlos Lezama Gonzalez | 2 Ago 2022
Ozono
Ozono

Existe una gran cantidad de material escrito sobre el ozono y el uso del ozono en diferentes aplicaciones y tecnologías. El ozono (O3) es un gas inestable que cuenta con una vida media muy corta, ya que al reaccionar suele desaparecer después rápidamente.

Se forma de manera natural en la atmósfera superior, donde es un gas de vital importancia que nos protege de la dañina radiación ultravioleta. Ese olor fresco y limpio que solemos notar después de una tormenta de lluvia es el ozono. Así como también el olor de los elementos donde hay mucha electrónica, como las placas base, o una sala llena de servidores informáticos.

El ozono es un elemento con capacidad para matar y para dar vida. Y es ampliamente utilizado para limpiar los coches.

¿Qué es el ozono?

El ozono es un gas de color azul pálido que se compone de 3 átomos de oxígeno. La molécula básica de oxígeno está compuesta de dos átomos de oxígeno. El oxígeno es lo que respiramos y es esencial para la vida. El tercer átomo de oxígeno se puede desprender de la molécula de ozono y adherirse a las moléculas de otras sustancias. Se desprende debido a que el ozono es altamente reactivo, y al unirse a otras partículas, cambia su composición química. En el caso de la materia orgánica, eso implica romper sus paredes celulares, descomponiendo la materia. De esta manera, es un buen desinfectante.

El ozono en la atmósfera superior, es lo que se conoce como ozono estratosférico y es el que ayuda a filtrar la radiación ultravioleta del sol. Pero cuando el ozono se encuentra en la atmósfera que respiramos, puede ser dañino para la salud, y por eso se le llama ozono malo.

¿Qué es el ozono malo?

El ozono cuando se encuentra en la atmósfera inferior, recibe el nombre de ozono malo. El ozono malo se forma cuando el dióxido de carbono emitido por los humos industriales y el de los coches reacciona con la luz solar a nivel del suelo. El ozono malo se encuentra formado por el óxido de nitrógeno, el metano, el monóxido de carbono y la luz solar.

Al inhalar ozono malo se pueden dañar los pulmones. En bajas cantidades puede causar dolor torácico, tos, dificultad para respirar e irritación de garganta. El ozono también puede comprometer la capacidad del cuerpo para combatir las infecciones respiratorias y empeorar las enfermedades respiratorias crónicas como el asma.

Aunque hablamos de un ozono malo y de uno que no lo es, en realidad son exactamente lo mismo. Cuando se encuentra en una región de la atmósfera superior, no solo no nos perjudica, sino que nos beneficia.

¿Qué es un generador de ozono?

Un generador de ozono es un dispositivo que convierte el oxígeno proveniente de varias fuentes, en ozono. Los generadores producen ozono añadiendo energía a las moléculas de oxígeno. Esto hace que los átomos de oxígeno se separen y se recombinen de forma temporal con otras moléculas de oxígeno.

En cualquier sistema donde se producen muchas reacciones eléctricas detectarás un fuerte olor a ozono. De hecho, a esto es a lo que huelen los elementos electrónicos. En dichas reaccionas eléctricas se pierde siempre algo de energía, que reacciona con el oxígeno convirtiéndolo en ozono.

¿Para qué se utilizan los generadores de ozono?

El ozono que proviene de estos generadores, suelen utilizarse en la desinfección del agua y la purificación del aire. Los generadores de ozono pueden diseñarse en diferentes tamaños, desde modelos portátiles, hasta modelos industriales que pueden producir varios cientos de gramos de ozono por hora.

¿En qué consiste el tratamiento de coche con ozono?

Este tratamiento consiste en la aplicación del ozono en el habitáculo del coche para evitar los malos olores, las bacterias y los virus. Para ello, debe mantenerse un generador de ozono especial dentro del coche durante determinado tiempo, el cual dependerá de la intensidad del olor. El ozono neutraliza el olor de las mascotas, mata virus y bacterias.

Por ser el ozono un gas, puede penetrar en el interior de las rejillas de ventilación, saturar el tejido de la tapicería, por debajo de los asientos y llegar a todos los rincones, inclusive aquellos y rincones a los que no se puede acceder. Es un método muy efectivo para olor del humo del tabaco si has comprado un coche de segunda mano, por ejemplo.