CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor

6 MIN

Cómo hacer un regalo a un fan de los coches y acertar segurísimo

Nuria Aguilar | 29 Dic 2021
Regalos Para Fans Coches
Regalos Para Fans Coches

Algunos enlaces de este artículo son de afiliados y Diariomotor podría recibir una comisión por la venta. Más información acerca de la sección de Accesorios de Diariomotor.

Hacer un regalo y acertar no es fácil. Lo sencillo es gastarse un dineral. Es difícil que uno no acierte si ha hecho un gran desembolso. Pero la idea es hablar de regalos posibles, no de aquellos que solo entran dentro de un ideal. Así que el presupuesto tiene que ser algo aceptable. Y si además de eso queremos dirigirnos a un tipo de usuario en concreto, entonces se complica un poco más. Por ejemplo, ¿qué regalarle a un fan de los coches?

Existen un montón de opciones con las que acertarás segurísimo. Y esto aplica tanto a aquellas personas que están buscando hacer un regalo a un fan de los coches, como a aquellos fans que quieren hacerse un auto regalo, que siempre es necesario.

Unas zapatillas para conducir

Aunque es verdad que conducimos con todo tipo de calzado, lo cierto es que para conducir deberíamos elegir unas zapatillas que al menos contaran con una serie de características. Una suela antideslizante es importante, así como también que en la puntera sean lo suficientemente finas como para tener una buena sensibilidad de los pedales. A la vez, necesitamos que cuenten con cierta estructura, pero que tampoco sean demasiado rígidas como para dificultarnos la movilidad de los pies.

Hay calzado específico para conducir, como son estas zapatillas Sparco cuyo precio oscila entre los 55 euros y los 100 euros dependiendo de la talla que elijamos. No obstante, si quieres reducir aun más el gasto, puedes optar por las Puma Tazon 6, que aun no siendo un modelo específico para conducir, sí heredan muchas de las características que pone Puma en su calzado para coches, añadiendo una cámara de aire que será genial para utilizar en nuestros viajes si además de conducir vamos también a caminar. Y lo mejor es que su precio se queda solo en unos 35 euros.

El LEGO nunca falla

El LEGO es históricamente uno de esos regalos infalibles sin importar la edad que tenga el que lo recibe. Pero como es obvio, si además de eso optamos por un modelo que sea un coche, y que sea específicamente para "coleccionistas", entonces es una compra genial.

Hay modelos por más de 350 euros, como el incomparable Lamborghini Sian, pero no hace falta gastarse tanto para tener un regalo encantador. En el rango de los 100-150 euros tenemos una opción de gran calidad que está dentro de los sets de colección, como es el Porsche 911 RSR con piezas Technic.

La compra ideal y equilibrada la tendríamos en el Dodge Charger de Lego Technic, que es el modelo que aparece en Fast & Furious, y se queda por debajo de los 99 euros.

Aunque si simplemente buscas un detalle económico, entonces puedes optar por el McLaren Elva de la serie Speed Champions. Es un modelo pequeño pero con una estructura de construcción que ha tenido muchísimo éxito y que se puede lucir en el escritorio o estantería sin ocupar mucho espacio. Lo mejor es que cuesta solo 20 euros.

Tecnología para el coche

Por lo general, un fan de los coches también lo será de la tecnología, pues están altamente relacionados. Es por eso que un regalo que combine ambos elementos también es una compra interesante. En este caso no podemos dejar de hablar del Echo Auto, el dispositivo para el coche que lleva el asistente inteligente Alexa al vehículo. Sirve para decirle que haga una llamada, que ponga una canción en concreto, o que inicie un juego para entretener a los niños en los viajes. Su precio es de unos 60 euros ahora mismo en Amazon.

Si quieres subir un poco más el presupuesto, puedes optar por una radio 2 DIN con pantalla y Android, en la que poder instalar el navegador GPS, un avisador de radares, Spotify o un montón más de apps disponibles para utilizar mientras vamos en coche. Su precio es de unos 150 euros (ahora por 135 euros con el cupón de descuento que puedes aplicar), y es un extra realmente valioso para un coche que no cuenta con estas funciones.

Aunque si lo que quieres es un regalo barato que sea más bien un detalle, pero que a la vez sea útil, entonces una buena opción es comprar un soporte de móvil para el coche de los de buena calidad. Ahora están de moda los soportes magnéticos y aunque este cuesta 16 euros y es un poco más que los de las tiendas low-cost, es un soporte de muy buena calidad.

¿Le gustan los videojuegos?

Si la persona a la que vas a hacer un regalo le gustan los videojuegos, hay diferentes opciones por las que podrías optar. Si ya tiene una consola y puedes hacer un buen desembolso, puedes optar por un volante para jugar. Son algo caros. A un verdadero fan de los videojuegos le encantarán volantes como el Thrustmaster T300RS por 345 euros, o el Thrustmaster TMX por 190 euros. Si ya tuviera un volante puedes optar por la silla racing de Next Level que se queda en los 230 euros.

No obstante, si buscas algo más asequible, podrías optar por la compra de un juego de coches que no tenga, como podría ser el caso del  juego de rallies DIRT 5 para PS5 o PS4, o del Forza Horizon 5 para Xbox, que los tienes en precios de entre 25 y 50 euros.

¿Y un llavero salvavidas?

Ok, está claro que los llaveros no parecen regalos mucho más interesantes que las corbatas o los calcetines. Pero lo cierto es que hay algunas opciones que pueden ser ideales para fans de los coches, y que puedes comprar por muy poco dinero.

El coche de Regreso al Futuro es genial para los más frikis y se puede conseguir por menos de 12 euros. Este pack de tres llaveros inspirados en los neumáticos P Zero que llevan los Fórmula 1 también es genial, y cuesta solo 9,99 euros.

Aunque una buena opción y muy práctica es este llavero salvavidas que a la vez es un martillo para romper ventanas en caso de accidente, y que incluye cuchilla para cortar el cinturón. Diseñado en Estados Unidos por bomberos dedicados a las excarcelaciones tras los accidentes, puede llegar a salvar la vida a quien lo lleva si ha quedado atrapado en el coche tras un accidente, y cuesta menos de 10 euros.