ESPACIOS
TECMOVIA
Cerrar CERRAR
Tecmovia

7 MIN

Así se fabrica el Renault Twizy en Valladolid: el cuadriciclo eléctrico paso a paso

Renault parece tener muy claro cómo abordar la movilidad urbana en los próximos años con el Twizy, un cuadriciclo eléctrico biplaza que ya está fabricando íntegramente en su factoría de Valladolid.

El *Renault Twizy* se estrenará en nuestro país dentro de solamente dos meses por lo que lógicamente su producción ya ha arrancado hace tiempo. La semana pasada puede asistir personalmente a una visita guiada para contemplar *cómo se fabrica el Twizy, desde el montaje de las baterías hasta las primeras pruebas de funcionamiento in-situ*. A continuación os voy a contar lo más interesante de todo lo que he visto.

El Renault Twizy, una apuesta por el cuadriculo eléctrico

Muchas marcas se han decantado por vehículos monoplaza y biplaza en su idea de movilidad urbana de futuro, mucho más lejos de los turismos actuales y de cara a un panorama donde el petróleo dejará paso a otras energías como fuente de funcionamiento para el transporte.

Esta fuerte apuesta por los eléctricos no impide que Renault sea pesimista

El Twizy forma parte de esa nueva generación de vehículos eléctricos que Renault ha apodado «Z.E.» (de «Zero Emissions») y entre los que se también se encuentran el «Fluence Z.E. que hemos probado»:/tecmovia/coches/renault-fluence-z-e/, el «Renault Kangoo Z.E.»:/tecmovia/coches/renault-kangoo-ze/ y el futuro «Renault ZOE Z.E.»:/tecmovia/2012/01/12/renault-zoe-z-e-llega-a-detroit-de-la-mano-de-la-michelin-challenge-design/.

El Twizy en cifras y datos técnicos

El pequeño Twizy está disponible en dos versiones en cuanto a velocidad máxima, la básica de 45 km/h que se puede conducir sin carné de conducir B y la avanzada de hasta 80 km/h. Aparte de la insignia exterior se diferencian esencialmente en que en el primer caso existe una limitación de potencia a 9 CV y en el segundo no, ofreciendo como máximo de 18 CV. En ambos casos tiene dos plazas, una detrás de otra, y por defecto no tiene puertas aunque en opción se pueden añadir unas sin cristales y con apertura vertical.

Entre colores de carrocería, techo, puertas y tapizados Renault ofrece casi 900 posibilidades diferentes para personalizar el Twizy.

Si queréis saber todos los detalles del coche, incluyendo la transmisión eléctrica o los niveles de equipamiento, en un artículo previo comentamos «los datos técnicos del Renault Twizy en profundidad»:/tecmovia/2012/01/25/renault-twizy-una-locura-de-vehiculo-que-va-muy-en-serio/. También hemos publicado la «lista de precios del Renault Twizy»:/2011/05/12/renault-twizy-entre-6-990e-8-490e-con-5-y-17-cv/ en Diariomotor.

Fabricación del Twizy en Valladolid, más artesanal que automatizado

Renault ha recalcado profundamente que el Twizy no sigue un proceso de fabricación tradicional actual en el que prácticamente toda la producción del vehículo se hace de forma robotizada. Hay ayuda de máquinas por supuesto pero la mayor parte del trabajo la realizan los operarios en un edificio independiente en el que se fabrica exclusivamente el Twizy.

Hay ocho puestos principales en el montaje del Twizy.

La cadena de montaje del Twizy trabaja ahora mismo, en esta etapa la que los vehículos fabricados todavía no son los que llegarán al mercado, con una capacidad de 12 vehículos por cada hora. Una vez se hayan hecho las últimas revisiones se comenzarán a fabricar en serie para su venta y se podrá alcanzar una producción mayor.

Fabricación por partes

*Montaje de las baterías*

La batería del Twizy se compone de siete módulos que llegan a España desde Corea. Estos módulos llegan completamente separados y es aquí donde se unen para crear la batería completa cuyo peso alcanza los 100 Kg. Además de la conexión en serie de los módulos la batería cuenta con unas protecciones que impiden que ofrezca energía hasta el último puesto de esta parte del montaje, por seguridad.

Cuando la carga de las baterías baja, el Twizy autolimita su velocidad punta.

En total el conjunto tiene una capacidad de 7,7 kWh que da como resultado una autonomía máxima homologada de 100 Km. Originalmente se cargan las baterías con la energía proveniente de unos paneles fotovoltaicos instalados en el techo de la factoría por lo que el Twizy está «cargado» desde su origen.

*Ensamblaje de los componentes*

Incluyendo la parte del ensamblaje de las baterías la fabricación del Twizy se divide en ocho puestos diferentes. Existen varias líneas de montaje en las que se crea la estructura del chasis del Twizy y a través de las cuales el coche va naciendo con la incorporación de sus correspondientes piezas.

Inicialmente se construye el esqueleto del Twizy en acero con cordones de soldadura para posteriormente añadir el bloque de batería y motor en la parte más baja coche, justo por debajo de los asientos. Esto es de vital importancia para mantener bajo el centro de gravedad del Twizy.

En el ensamblaje se emplean unas 300 piezas en total.

A partir de aquí se ensambla la carrocería, realizada en diferentes tipos de plásticos, la dirección, los asientos, la electrónica, etc hasta alcanzar el Twizy al completo.

*Prueba estática y dinámica del Twizy recién fabricado*

Llegados a esta fase el Twizy se prueba por los técnicos de dos formas: estática y dinámica. La primera es estática y en ella se prueban todos los sistemas básicos del coche, desde los eléctricos a todas las maneras.

En un segundo apartado el Twizy pasa a manos de los conductores de la fábrica que realizan un sencillo circuito con el Twizy para comprobar que rueda y se comporta como se espera. En este apartado el Twizy recorre una recta para hacer un ocho en el que pasa por un suelo rugoso, un suelo que simula a los badenes, etc.

Nada más terminar su «composición», el Twizy se pone en marcha para una serie de pruebas.

Aproximadamente por la mitad del recorrido se para un momento para comprobar que los limpiaparabrisas, los intermitentes y las luces funcionan correctamente. La prueba dinámica se realiza dos veces con cada Twizy para minimizar la posibilidad de error.

Y ahora, ¿a dónde va el Twizy?

Una vez que el *Renault Twizy* pasa la última prueba mencionada el coche ya sale de la parte de «producción» y pasa a una nueva parte del proceso en la que una empresa subcontratada por Renault realiza las últimas pruebas de calidad. Esta es la ultimísima parte del proceso dado que, una vez aprobada, la fabricación del Twizy pasa a ser «en serie».

El Renault Twizy en 2012

Esta novedosa concepción de cuadriculo urbano eléctrico hará su puesta de largo en nuestro mercado durante este año. Desde mi punto de vista el *Renault Twizy* no va a suponer una revolución en el mercado por el momento; es cierto que tiene muchas facilidades para ser cómodo de utilizar: se carga con cualquier enchufe en 3,5 horas, tiene una autonomía razonable y un precio bastante alcanzable para ser un eléctrico: aproximadamente 5.000 euros con impuestos y ayudas incluidas.

Pero también lo es que tiene que vencer dos trabas: la inexistencia de suficientes infraestructuras de recarga, paliado en gran medida por la posibilidad de usar un enchufe convencional para la recarga, y la poca confianza del consumidor en los eléctricos. En relación a esto último os recomiendo leer las «10 preguntas con respuesta sobre el coche eléctrico»:/tecmovia/2011/11/15/10-preguntas-con-respuesta-sobre-el-coche-electrico/ que analiza cómo están las cosas en este sector. Y para finalizar, un micro vídeo sobre la visita.

En Tecmovia: «Renault Twizy: un concepto revolucionario que va muy en serio»:/tecmovia/2012/01/25/renault-twizy-una-locura-de-vehiculo-que-va-muy-en-serio/

Dame tu opinión sobre este artículo

Ni fu, ni fa
Me ha gustado
¡Muy bueno!

Óscar Miguel

Cargando...