27 de diciembre de 2018 (*) actualizado a las 13:43

Hitos para la nueva movilidad urbana en 2013

el

Como siempre sucede, con el final del año y el inicio del nuevo solemos hacer balance de lo acontecido y previsión de aquello que está por venir. Desde primavera he escrito cada domingo sobre las implicaciones más culturales (y sociales) de las nuevas tecnologías y tendencias en la movilidad urbana, mirando tanto al pasado como al futuro. En ese tiempo hemos visto que el largo plazo promete un futuro excitante pero en nuestro día a día, ¿Qué podemos esperar de 2013 en el campo de la movilidad? ¿Traerá novedades técnicas destacables, o una rápida implantación social de las actuales? ¿Se consolidarán las alternativas a la movilidad tradicional o certificarán su estancamiento? En un año caben muchas preguntas, aunque sólo un puñado de respuestas. Intentemos ver los trazos principales de ambas.

El futuro en 12 meses

Endesa y CIRCE presentan su propuesta en recarga inalámbrica

El mundo del automóvil, se encuentra sumido en una profunda e irreversible transformación en la que todo apunta hacía dos grandes objetivos: la movilidad eléctrica y la conducción autónoma. Aunque aún no sepamos en qué forma se plasmarán estas metas, en 2013 se presentarán nuevas tecnologías que cambiarán nuestros hábitos al volante.
La recarga rápida inalámbrica permitirá, por un lado, acercar los tiempos de recarga de los coches eléctricos a los de motor térmico, al devolver hasta el 80% de la carga en sólo 15 minutos (como anunciaba el prototipo presentado por Fundación CIRCE hace unas semanas). Por un lado permitirá optimizar las infraestructuras de recarga (al ser capaces de dar servicio a más vehículos por hora y de forma más sencilla), algo que ya ofrecía la recarga rápida con cables, pero en este caso de forma más sencilla y segura. Pero sobre todo este tipo de recarga rápida multiplica las posibilidades de uso de las flotas eléctricas tanto privadas como públicas y se presentará como una alternativa a la costosa labor de «electrificar» los antiguos bloques de las ciudades llevando la recarga a cada casa.

Drive by wire de Infiniti

La dirección electrónica o «Drive by wire», fue presentada por Audi en su defunto A2 Concept, pero Infiniti ha anunciado que la incorporará en algunos modelos lanzados en 2013. Puede no parecer un gran avance, pero en realidad es una pieza clave del ADN de los nuevos coches del futuro. La desconexión mecánica no sólo permitirá ahorrar peso y complejidad sino que facilitará la incorporación de asistencias a la conducción que intervengan directamente sobre el guiado del vehículo, aproximándonos a la conducción autónoma.
Y precisamente las asistencias a la conducción como sistemas anticolisión, y la comunicación coche a coche (V2V) serán otro de los grandes pasos tecnológicos a la movilidad del año.

La dirección sin conexión mecánica puede parecer un pequeño avance, pero forma parte del ADN del coche del futuro

Como anunciaba mi compañero David Clavero, Toyota presentará complejos sistemas para evitar choques o atropellos en sus vehículos más lujosos a lo largo del año, mientras que el nuevo Mercedes Clase S estrenará un arsenal tecnológico que lo dejará a las puertas de la conducción autónoma. Seguimiento al vehículo de delante, visión nocturna, cambio automático de carril, frenado automático… Novedades que también incorporará Volvo a sus modelos lanzados durante este año y que es un paso vital para que en apenas 10 años los coches sean capaces de desplazarse por las ciudades autónomamente dentro de un complejo sistema global.
Pero la implantación de estos sitemas será en realidad sólo una de las piezas del puzle de la movilidad urbana. La aplicación de estas tecnologías a las flotas de transporte urbano será otro de los retos del año. Si bien en los próximos 12 meses no encontraremos sistemas eléctricos de transporte urbano de gran escala, sí que se plantarán los pilares para que, en el año siguiente, estas iniciativas echen a andar. Grupos de trabajo como Future Mobility Now o plataformas público-privadas como European Green Car Initiative están ya definiendo la hoja de ruta. Pero la determinación de fabricantes concretos, como la china BYD o la propia GM (a través de Proterra) en desarrollar autocarse eléctricos facilitará, en el peor de los casos, el despegue de experiencias piloto en los próximos 12 meses.

La empresa china BYD apuesta con fuerza por las flotas de autobuses eléctricos

Autolib, el «Car Sharing» más avanzado de Europa, se enfrentará a una importante reválida en 2013, que será extensible a todos los sistemas de coche compartido. La apuesta del grupo Bolloré, ha revisado recientemente sus cuentas anunciando que podría alcanzar la amortización en 2014. Pero el hecho es que después de un año entero simplemente se ha convertido en una alternativa más intelectual que práctica al transporte urbano de París. El año del que sólo llevamos unas horas será decisivo para el futuro de Autolib y para que podamos valorar si un sistema de «Car Sharing» eléctrico a gran escala puede cambiar la dinámica y el tráfico de una ciudad.

El espejo de la movilidad

El nuevo Clase S será un escaparate tecnológico, pero también una "obra de arte"
Por último, un reto decisivo de la nueva movilidad eléctrica y de la movilidad urbana será el más difícil: conquistar el corazón de los compradores. La sostenibilidad en el transporte es algo que, en términos generales, ha conquistado ya las cabezas de muchos usuarios por un medio u otro. Entendemos lo que significa un ambiente irrespirable en las ciudades, aprendemos a valorar las ventajas y comodidades del transporte público y nos esforzamos en consumir menos carburante. Sin embargo los coches eléctricos o los sistemas de «Car Sharing» siguen careciendo de algo que el tradicional coche privado derrocha: atractivo emocional.
El coche tradicional es un producto terriblemente sensorial. Suena, huele, se mira, se toca con firmeza… El abrazo del automóvil y la cultura ha florecido estilos musicales, obras literarias y horas de cine.

El abrazo del automóvil y la cultura ha dado música, literatura, cine o arte. Sin embargo el coche eléctrico, el «Car Sharing», o los nuevos y modernos tranvías están desprovisto de esa armadura cultural y emocional.

Sin embargo el coche eléctrico, el «Car Sharing», los nuevos y modernos tranvías o los autobuses eléctricos están desprovisto de esa armadura emocional.
Algunos productos han cruzado esa barrera de forma brillante en los últimos años, pasando de ser una herramienta a un producto de fuerte carga identitaria y emocional (no sólo reproductores de mp3 o smartphone sino también las gafas o los block de notas…)
La nueva movilidad tiene en la conquista cultural el principal de los retos a los que se enfrenta. Es una incógnita si 2013 verá nacer al próximo icono de la movilidad sostenible, sea éste un Segway, un coche, un tranvía o simplemente un nuevo sistema de abono de transporte. La batalla tecnológica está ganada, en pocos años seremos capaces de hacer coches y autobuses eléctricos con gran autonomía, enorme conectividad y sin accidentes. Pero si no nos enamoramos de ellos de un modo u otro, el futuro será difícil.

Fuente: Tecmovia | Autolib | Future Mobility Now | European Green Car Initiative
En Tecmovia: Infiniti empleará direcciónes sin conexión mecánica  | Endesa y CIRCE presentan su recarga inalámbrica rápida  | Toyota presentará nuevas tecnologías en seguridad, comunicación V2V y conducción autónoma en 2013   | ¿Qué nos espera como usuarios con la llegada del transporte inteligente?  | Desveladas todas las tecnologías del nuevo Mercedes Clase S

Comentarios...

No está permitido comentar.