CERRAR
MENÚ
Diariomotor Tecmovia
Servicios de movilidad

2 MIN

Madrid consigue expulsar a UberPOP, España es el siguiente paso

David Clavero | 10 Dic 2014

A Uber se le complica su incursión en suelo español, y es que tras la reiteradas protestas y presiones ejercidas por diferentes colectivos, principalmente taxistas, el Tribunal Superior de Justicia de Madrid ha decretado el cese de actividad de UberPOP en todo el territorio nacional. La medida pronto ha sido aplaudida por el sector del transporte público español, al mismo tiempo que era tachada de inaceptable por la propia Uber. La guerra dista mucho de estar próxima a su fin, señalando Uber que sus planes de expansión seguirán en marcha pese a encontrarse con diversos contratiempos como el que ha sucedido ya en Madrid.

¿El negocio del ahorro?

La filosofía de Uber como formato de movilidad ha conseguido crecer gradualmente y conquistar numerosos territorios a lo largo del globo, sin embargo, con la llegada de UberPOP como sistema más accesible y más polémico aplicando la filosofía de otros servicios conocidos como Blablacar o Amovens, ha terminado por enfurecer al sector. Estos últimos por el momento siguen sin ser el foco de los enfrentamientos, salvándose hasta la fecha de la decisión emitida por el tribunal madrileño.

Tras el fallo en contra de Uber encontramos los motivos de competencia desleal, señalando cómo la fórmula aplicada por UberPOP deja a sectores como el Taxi en clara desventaja. Pese al nuevo fallo a favor de los sistemas de transporte público tradicionales, lo que está claro es que ha llegado el momento de revisar profundamente la forma en que entendemos y se aplican las condiciones del transporte público. El elevado coste de cualquier fórmula de movilidad ha visto en las plataformas de vehículo compartido una atractiva y factible alternativa.

La polémica continuará durante un largo periodo hasta que sector y nuevas fórmulas de movilidad no consigan revisar la actual regulación. En Europa son ya muchas voces las que están solicitando que este tipo de plataformas pasen a formar parte del «negocio» del transporte público bajo unas reglas básicas, reglas que a día de hoy no existen, y que permiten que el afán de lucro de unos pocos lastren el ahorro del resto de usuarios que hacen uso de estas plataformas.

Fuente: Elmundo En Tecmovia: Los taxistas europeos se levantan frente a Uber | Pedir un taxi a través de un móvil es posible gracias a Uber