comscore
MENÚ
Diariomotor
Porsche

2 MIN

El próximo Porsche 911 Targa tendrá una configuración clásica

Porsche 911: 5 razones por las que esta silueta nunca debería cambiar

El Porsche 911 Targa contará con una configuración clásica en su diseño. Una configuración directamente heredada de los primeros targa de la firma, en lugar de evolucionar el concepto presentado en la última variante de este tipo de carrocería. Una configuración que nos deja sin ningún marco entre la caída posterior del techo y el marco delantero, como si lucía la generación 997 del Porsche 911.

Mientras en París la firma nos ha mostrado las recientes versiones de tracción total 4 y 4S en Autocar han avistado ya a la próxima generación del Porsche 911 Targa, avisándonos de su concepción clásica en detrimento del último diseño visto de techo practicable + luneta posterior accesible.

Esta versión targa a tenor de las imágenes publicadas por el medio británico, con una unidad todavía camuflada, pero descapotada, nos dejaría con una visión del 911 991 Targa similar a la del Porsche 911 964 Targa, es decir, una luneta posterior acristalada partida por un techo que podemos quitar completamente sin marco alguno sobre las puertas (¿será retráctil automático? ¿se guardará manualmente?).

Por el momento desconocemos si será un techo de lona o duro. Hace meses, a raíz de anteriores avistamientos de unidades de pruebas del Porsche 991 Targa, se habló de un techo de lona para la zona a descapotar, quizá sólo se tratase de camuflaje y el nuevo Targa emplee un techo duro.

Desde luego si se opta por una configuración como la del 964 Targa y además, el techo se lleva a cabo en lona, la combinación, desde la perspectiva estética y a gusto personal se me antoja como bastante más atractiva que la empleada en el 911 997 Targa con un techo de cristal corredizo y una luneta trasera abatible. Esperemos que desde Porsche no tarden demasiado en mostrarnos a esta nueva generación Targa.

Fuente: Autocar En Diariomotor: Porsche 911: 5 razones por las que esta silueta nunca debería cambiar|