Ford Tourneo Courier, toma de contacto: ¿entre monovolumen y vehículo comercial?

 |  @omiguel  | 

El Ford Tourneo Courier es un vehículo a medio camino entre el vehículo comercial puro y un pequeño monovolumen, derivado de la plataforma que comparten el Fiesta y el B-Max. Es un vehículo de 4,16 metros de longitud con una suculenta altura, con capacidad para hasta 5 pasajeros y cuyas puertas traseras son correderas. Ford quiere que sea más turismo que comercial pero, ¿cumple con lo primero?

La gama Tourneo la constituyen el Courier, el Connect, el Custom y el Gran Tourneo Connect

Corto, bastante ancho y muy alto. Furgoneta, blanco y en botella. Sin embargo Ford quiere darle una orientación más propia para un uso familiar que para un uso meramente comercial. Ello se aprecia estéticamente por los rasgos del Tourneo Courier, con la misma cara que el Fiesta y los bordes suavizados para no parecer un coche exclusivamente para trabajar.


Por dentro, huecos por doquier y una parte trasera flexible

El interior del Tourneo Courier, en la versión Titanium, viene con un acabado que entremezcla cosas bien hechas (el material de los asientos, el centro del salpicadero…) con materiales muy mejorables o más propios de un vehículo meramente comercial (los interiores de las puertas, el propio salpicadero, etc).

Para el piloto y el acompañante hay numerosos lugares donde guardar elementos tan necesarios como documentación, pequeños ordenadores portátiles, tablets, etc. El Courier trae de serie un compartimiento situado encima del salpicadero que va de lado a lado más un espacio entre los dos asientos delanteros donde cabe desde un pequeño portátil a documentos. Para cosas más pequeñas, los fondos en las puertas y el cajón situado debajo del asiento del copiloto.

Los ocupantes traseros irán como un monovolumen: mucho espacio en altura y para las piernas, bastante en anchura y facilidades para comer y beber, con huecos de bebidas en las puertas, bandeja replegable tras los asientos delanteros y un hueco en el asiento central. ¿Irá cómodo el que se centre ahí? Pues no demasiado.. Lo que se echa de menos es un reposabrazos que ni siquiera es opción.

El Tourneo Courier viene configurado con cinco plazas y un maletero muy generoso de 708 litros de volumen, accesible mediante el enorme portón trasero. Estos asientos traseros pueden abatirse en plano para permitir hasta 1.650 litros de capacidad. Acompañando a este espacio de carga se sitúa una bandeja que puede ser colocada tres formas: fija en la parte de arriba, fija a media altura del maletero o guardada en parte posterior de los asientos.

El maletero es como un asiento, está a la altura perfecta

Abatir los asientos es sencillo, tirar de una correa roja desbloquea el asiento para abatir el respaldo y posteriormente se puede pivotar hacia delante para conseguir un espacio plano extra en el maletero (los famosos 1.650 litros). ¿Pegas? No se pueden quitar los asientos y volverlos a colocar en su sitio requiere de las dos manos libres.

Volviendo al maletero, aquí están gran parte de las virtudes del coche: el suelo del maletero está a una altura ridícula del suelo del exterior, te puedes sentar fácilmente en el final del maletero sin esfuerzo. Al ocupar el portón prácticamente toda la parte trasera del coche la boca de carga es inmensa, todas las facilidades para colocar elementos. A mayores hay enganches para redes, varios huecos laterales en el maletero, etc.

Seguridad al completo, Ford SYNC y soluciones prácticas

Cámara de visión trasera, monitor de presión de neumático, navegador GPS, o el Ford SYNC son elementos disponibles en opción

Ford ha querido ponerse en el top de este segmento en materia de seguridad pasiva dotando al Courier de todos los airbags que podamos imaginar (delanteros, laterales, de cortina e incluso de rodilla) además de ayudar electrónicamente a la seguridad del vehículo: ESP con frenada de emergencia, mitigación de inclinación y control de balanceo para usar con remolque.

Tampoco ha descuidado aportar tecnología como el Ford Sync, navegador gps con pantalla táctil, el servicio Emergency Asisstance (facilita el contactar con los servicios de emergencia en caso de accidente) o el MyFord dock, que no es más que un sistema de sujección y carga de estos dispositivos electrónicos.

No hemos podido probar este elemento porque no estaba disponible pero sí el Ford SYNC con navegador: es útil con los comandos de voz pero si quieres usar los botones no es demasiado intuitivo y la pantalla es bastante pequeña. Próximamente se podrá sumar al Ford Sync el Applink que añade la posibilidad de ejecutar aplicaciones en un smartphone o tablets.

Tres motores: gasolina Ecoboost de 100 CV y diésel de 75 o 95 CV

La transmisión de cinco velocidades tiene un comportamiento bueno, el cambio es muy suave

El Tourneo Courier viene con motores pequeños, seguimos hablando de un coche pequeño entre comillas. Está dotado con el 1.0 Ecoboost de 100 CV en gasolina o de los 1.5 TDCi Duratorq de 75 CV (estará disponible más adelante) o 1.6 TDCi Duratorq de 95 CV.

El motor de gasolina muestra un comportamiento muy lineal y una sonoridad baja incluso a altas revoluciones, a pesar de ir turboalimentado su respuesta en bajas revoluciones no es muy contundente y requiere jugar con las cinco marchas manuales a las que va engranado. Por otro lado el diésel de 95 CV muestra un mejor comportamiento a pocas vueltas aunque la diferencia no es notoria. Rodando en circunstancias similares el Ecoboost arrojó un consumo medio de unos 7 l/100 Km contra los 5,3 l/100 Km del bloque a gasóleo.

Rodando sin carga, ¿cómo se comporta

Partíamos del conocimiento de que el chasis del Fiesta / B-Max tenía un comportamiento muy bueno, faltaba saber si las características del Tourneo Courier (distribución del peso, tarado de suspensiones, etc) mantenían ese comportamiento. A priori se mueve muy bien, no sufre de mucho balanceo y es noble en las curvas pronunciadas. Eso sí, sin cargarlo absolutamente nada.

Dirigirlo es muy cómodo, la dirección asistida eléctrica va bastante bien y su radio de giro es acorde al coche que es, muy elevado. Respeta bastante nuestra comodidad en tema de baches e irregularidades pero realmente sería extraño que se decantase hacia una excesiva firmeza. A nivel de frenos se muestra algo escaso sin llevar peso, cargado a tope nos obligaría a anticipar frenadas o a hacerlas con mayor contundencia de la esperada.

Precios del Ford Tourneo Courier

La versión más básica, 1.0 Ecoboost Trend, está disponible desde 16.380 € aunque si aplicamos promoción de lanzamiento, un extra de equipamiento (climatizador, radio CD USB, Ford SYNC y sensor de luces / limpiaparabrisas) y financiación podemos recortar 3.200 hasta los 13.180 €.

El Tourneo Courier llegará al mercado el mes que viene con estos acabados y precios:

ModeloPrecio
Tourneo Courier 1.0 Ecoboost 100 CV Trend16.380 €
Tourneo Courier 1.0 Ecoboost 100 CV Titanium17.530 €
Tourneo Courier 1.5 TDCi 75 CV Trend17.780 €
Tourneo Courier 1.6 TDCi 95 CV Titanium19.530 €

¿Para quién está hecho este coche?

No hay duda que como vehículo comercial que es está especialmente indicado para usar como vehículo de empresa, para el transporte de pequeñas mercancías a nivel local o regional, etc. Pero Ford lo ha concebido también como vehículo útil para viajes familiares por sus cualidades interiores: espacio para los asientos, acceso cómodo a través de puertas correderas, los más de 700 litros de maletero, etc.

¿Es realmente un coche familiar? No, tiene unas ciertas virtudes pero que quizás sus carencias impidan que se vislumbre como opción frente a turismos de corte familiar como un Focus Sportbreak o el mismísimo primo B-Max. Además sus competidores reales, como el Citroën Nemo, el Peugeot Bipper o el Fiat Qubo, no gozan de una cuota de mercado que augure un elevado número de ventas al Tourneo Courier.

En Diariomotor:

Lee a continuación: EuroNCAP: 11 nuevos resultados con cuatro estrellas para el BMW i3, Ford EcoSport y Nissan Note

Ver todos los comentarios 2
  • Issam

    Creo
    que pocas lineas ya has dicho lo importante, que sin duda es situar este coche
    en un segnmento que a priore no brilla por sus ventas, pero es verdad para el transporte
    de pequeñas mercancías a nivel local o regional creo que ganaria a sus
    competidores, pero lo de coche familiar no lo veo, mejor la version Connect pero tambien por esos precios el Citroën
    Berlingo es mas atractivo.