Desde Rusia, con amor: Cardi transforma tu BMW en un elegante Volga

 |  @sergioalvarez88  | 

Aunque todos pensemos en Lada – y realmente no hubiese muchos más – cuando pensamos en clásicos rusos, no debemos olvidar marcas como Volga. Una de las más importantes, que cimentaron su reputación en la era soviética fabricando coches lujosos, símbolos de estátus asociados a posiciones de poder en el Partido. Algunos son hoy clásicos codiciados, recreados de forma moderna usando coches europeos como base. Cardi ha creado el Volga moderno perfecto, partiendo de la base de un BMW Serie 3 Coupé E92. El resultado es maravilloso.

Cardi ha carrozado un BMW Serie 3 Coupé y lo ha convertido en un elegante Volga moderno. Impresionante.

Por una vez no tenemos que asustarnos ante un engendro ruso, sino admirar la artesanía y calidad con la que han creado un Volga modernizado, con todo el espíritu clásico. Una obra de carrocería admirable. Retiene todos los detalles y proporciones del clásico, con una calandra de barras cromadas, y ópticas redondas. Inspirado a su vez en coches americanos, este proyecto retiene las aletas traseras del clásico, así como sus peculiares ópticas, similares en ejecución a las de los Cadillac de los años cincuenta.

Lo que me gusta es que el trabajo es comedido, sin caer en los excesos. Evidentemente, el ancho de las ruedas y su altura libre al suelo denotan que está basado en un coche moderno, pero ningún detalle exterior nos da pistas acerca del esqueleto del coche. Y al pasar al interior, se despliega ante nosotros una obra de arte. Un interior preciosista de acabados prácticamente perfectos. Los materiales nobles abundan, y allá donde mire sólo encuentro cuero, madera natural o cromados. Apenas hay un sólo plástico a la vista.

Apenas ningún detalle deja ver que es un trabajo basado en un BMW Serie 3 Coupé.

De nuevo, la transformación desde un BMW Serie 3 es fantástica, sólo la pantalla del sistema de infoentretenimiento – muy bien integrada en la consola central – nos da pistas acerca del origen de este Volga. El tapizado de los asientos es una auténtica locura si optamos por la tapicería de tela, aunque podemos optar por un look de cuero marrón más estándar. El equipo de sonido y los controles de la climatización imitan a los controles del clásico, aunque retengan plenas funcionalidades modernas.

Especialmente lograda es la instrumentación, preciosista y muy bien rematada, así como la palanca de cambios o un pequeño reloj analógico situado en la consola central. Sólo los mandos de los intermitentes son iguales a los del BMW moderno, pero el carrocero se ha incluso molestado en moldearlos en tonos más clásicos. Demonios, incluso la palanca de plástico para abrir el capó ha sido modificada. Un trabajo impresionante, del que nos muestran dos caras, una de aspecto más anticuado y otra de color negro, más deportiva y actual.

El coche ha sido presentado en el Salón de Dubai, pero ha pasado bastante desapercibido. No podíamos dejar que este trabajo terminase en el ostracismo.

Fuente: Allcarindex
En Diariomotor:

Lee a continuación: Este precioso Ferrari 250 Testa Rossa (a escala 1:2) puede ser tuyo y es plenamente funcional

  • Naves

    Vaya interior más bonito, oiga.

  • GTR43V3R

    A mí personalmente me gusta y mucho, especialmente el de bitono – una maravilla !

  • von Stanberg

    Chapeau!

    Un trabajo artesanal de alto vuelo.
    Hermoso coche, excelente trabajo, ojalá prosperen y amplíen la oferta de modelos.

  • X 2.0

    La calidad del trabajo no es mala, pero se nota bastante que es un BMW en cuanto se mira el pilar C. A mi estos proyectos no me suelen gustar nada, básicamente porque no veo gastarse un dineral en desmontar un coche de calidad para recrear otro, que puedes sacar de un desguace y restaurarlo.

  • Joel David Riobueno Herrera

    la base es un bmw, y cual es el modelo volga???

    • X 2.0

      Gaz 21 Volga.