Ramcat, la RAM 1500 con motor Hellcat de 707 CV que un concesionario estadounidense ha construido

 |  @sergioalvarez88  | 

En Estados Unidos los swaps de motor están al orden del día en el mundo del tuning. Es muy común transplantar motores V8 a coches que jamás fueron ideados para ello, como los Mazda MX-5 o los Honda S2000, sin ir más lejos. Con la llegada de los motores 6.2 V8 Hellcat de 707 CV el mundo de los swaps ha recibido sangre nueva, y todos quieren construir coches con uno de los V8 más bestiales del planeta. Un concesionario del Grupo FCA ha construido una RAM 1500 con motor Hellcat de 707 CV. Se llama… Ramcat.

Lo más complicado ha sido hacer que la electrónica del coche se comunique con el propulsor.

De acuerdo, el nombre es previsible pero su historia es interesante. Nació como una simple RAM 1500 con motor HEMI V8. El concesionario Midland Chrysler de Canadá, logró hacerse con un motor Hellcat, comprándolo a un concesionario californiano por 45.000 dólares. Fue uno de los pocos cientos de motores Hellcat que FCA vendió de forma independiente a los coches – se conocen como “crate engine” en el argot – hasta que prohibió esta forma de venta al no dar abasto a la demanda de estos vehículos de altas prestaciones.

El objetivo del proyecto es vender una RAM 1500 con preparación Hellcat a un cliente final. El concesionario canadiense pide la friolera de 90.000 dólares por la conversión, sin tener en cuenta el vehículo de base. Teniendo en cuenta los cientos de horas que se han invertido en el proyecto – aún sin completar – lo puedo entender. La instalación física del motor bajo el capó ha sido problemática: han tenido que elevar la altura del coche en 7,5 cm para que el motor – muy alto – entrase adecuadamente.

El problema es que el compresor del motor ocupa mucho espacio sobre el bloque, elevando su altura. Esperan pronto poder reducir la altura al suelo mediante unas nuevas suspensiones. Sí ha sido más complicada la comunicación entre la electrónica de la pick-up y el motor, pero todos los sistemas del coche y la instrumentación ya funcionan adecuadamente, tal y como si hubiesen salido de fábrica. Además, tanto el cambio automático como la reductora y el sistema de tracción integral funcionan a la perfección.

Midland Chrysler aún tiene que poner a punto los últimos detalles, y asegurarse que tanto el eje de transmisión como la caja de cambios y los diferenciales aguantan adecuadamente la enorme dosis de par motor que se les avecina. Yo les iría sugiriendo cambiarlos por los mecanismos de una RAM Heavy Duty o un vehículo de mayor calibre. Sea como fuere, el resultado final promete ser espectacular. Seguiremos informando.

Fuente: Jalopnik
En Diariomotor:


Lee a continuación: ¿De verdad está preparando BMW un pick-up?

  • Fuck Da Shit

    Esto es lo que desde hace mucho tiempo he estado esperando, lastima que no se fabriquen Ramcats de serie.

    FCA Norte América debería de hacer esto en lugar de una ridicula Grand Cherokee Trackhawk.

    • Leonmafioso

      Secundo la nocion con violencia! Con una camioneta así, aunque sea solo para “Fardear”, el grupo Fiat tendría a sus pies a los estadounidenses.