Cole Custer impide el doblete de Kyle Busch en dos carreras de contraste de la Xfinity Series

 | 

La variedad no es un hecho que se estile en demasía en la Xfinity Series, pero de vez en cuando salen caras distintas que ayudan a dar vida a un campeonato extraño. El mes letal de Kyle Busch siguió su camino en su categoría más prolífica, venciendo en Phoenix y quedándose a un paso en Fontana. Cole Custer se estrenó en su carrera de casa en un evento de claras diferencias y mucho más emocionante que el que tuvo lugar la semana anterior en el desierto de Arizona. Christopher Bell, Justin Allgaier y Tyler Reddick destacaron y tuvieron opciones de victoria en ambos circuitos.

Bell salió en la pole position en Phoenix y se fue de inmediato de Kyle Busch y de Reddick, que se cruzó en la pista. Bailey Currey golpeó el muro en la vuelta 30 y su caution hizo que los líderes variaran estrategias. Bell, Busch y Reddick fueron por boxes, quedándose en el asfalto un grupo de siete pilotos liderado por Austin Cindric y Michael Annett. Cindric acabó ganando el primer segmento al resistir los ataques de un desatado Bell que pasó de octavo a segundo, siguiéndoles Busch, Annett y Reddick. Reddick tocó a John Hunter Nemechek en la resalida e hizo que el hijo del ex Cup Joe cayera fuera del top 10 en la pelea por la tercera posición.

Busch se puso líder y aguantó unas vueltas a Bell, que le rebasó sin complicaciones y se impuso en el segundo segmento; le siguieron Busch, Reddick, Allgaier, Noah Gragson y un ascendente Cindric que remontó hasta la sexta posición. Custer pasó a Gragson en el único cambio en los siete primeros lugares durante el paso por el pit lane y Allgaier presionó a los dos Gibbs, adelantando a Bell por el segundo puesto. Busch tenía por entonces una ventaja de un segundo y medio y amplió ese margen a tres segundos hasta que Stephen Leitch reventó su motor en la entrada de la última curva; Allgaier y Bell tocaron el muro al pasar por encima del aceite de Leitch.

Custer intentó progresar en un ataque al líder y solo consiguió tocarse con Nemechek y perder posiciones. Ryan Truex aprovechó los desperfectos ajenos para situarse segundo pero no pudo seguir el ritmo del ex campeón de la categoría y se conformó con un sobresaliente resultado como invitado del JR Motorsports. Kyle Busch dominó por tercera semana consecutiva y venció con el Supra, por delante de Truex, Reddick, un hábil Custer que pasó de 11º a 4º y Cindric. Chase Briscoe y Brandon Jones dirimieron un duelo intenso que el de Penske se llevó para ser sexto, volviendo a pista Allgaier y finalizando 14º y doblado con daños en su Chevrolet.

Reddick era el poleman la semana siguiente en Fontana y mantuvo un primer duelo con Kyle Busch, al que adelantó en la segunda vuelta después de ser rebasado en la primera. Bell y Custer no podían seguirles pero se distanciaban en un principio del trío de JR Motorsports formado por Allgaier, Gragson y el invitado Ryan Preece. Busch y Reddick pelearon duramente y el de Gibbs acabó yéndose cuatro segundos para ganar el primer segmento, siguiéndoles Custer, Allgaier y Gragson. Annett, Cindric y Preece pasaron en un débil Bell que recuperó posiciones en boxes junto a Gragson (que pasó de quinto a tercero) y Nemechek (de 13º a 8º).

Custer había caído al final del top 10 en el pit lane y retomó su lugar en la zona alta en una buena resalida que también aprovecharon Allgaier y Gragson, a quienes alcanzó en la lucha por la tercera posición. Gragson pinchó y perdió todo el terreno ganado y Allgaier rozó el muro entre doblados aunque mantuvo el tercer puesto a la vez que Jones se situaba en el top 5 en detrimento de Bell. Busch vigiló un segundo sobre Reddick y venció el segundo segmento por delante de Allgaier, Custer, Jones y Bell. El día no mejoraba para Bell, que se puso segundo en el pit lane y resalió 15º al quedársele pegado el acelerador en un movimiento nada recomendable.

Ryan Sieg empotró a Nemechek en el muro interior de la recta de meta en la primera caution legítima de la carrera. Gragson no paró y fue apartado en la resalida, dónde Custer adelantó a Reddick y a Busch para situarse líder. Recuperó Busch la cabeza y se fugó de sus rivales de Ford y Chevrolet, un duelo de tres marcas que también dirimían Allgaier, Bell y Cindric por la cuarta posición hasta que el de Penske trompeó con un pinchazo. Busch fue penalizado por un neumático descontrolado en boxes y remontó de la 13ª a la sexta posición mientras Bell y Custer batallaban por la primera.

El trompo de Jones y la evasión de Preece provocaron una última bandera amarilla a falta de 27 vueltas, durante la cual Annett y Gragson no pasaron por boxes. Bell, Custer, Allgauer y Busch les dejaron atrás y el de Stewart-Haas se puso líder, yendo Busch de cuarto a segundo. Sin embargo, Busch no solo no le recortó tiempo a Custer sino que se quedó a un par de segundos y permitió el triunfo del piloto de Ford en una actuación calculada. Se conformó Busch con el segundo lugar en busca de una victoria 200 que llegaría al día siguiente, completando el top 5 Bell, Reddick y un hábil Briscoe. Jones fue 7º, Allgaier 9º, Annett 12º y Gragson 13º.

Clasificación general tras cinco eventos

PosiciónPilotoEquipoPuntos
1Tyler ReddickRichard Childress Racing220
2Cole CusterStewart-Haas Racing with Biagi-DenBeste213
3Christopher BellJoe Gibbs Racing206
4Brandon JonesJoe Gibbs Racing183
5Austin CindricTeam Penske179
6Michael AnnettJR Motorsports178
7Justin AllgaierJR Motorsports171
8Noah GragsonJR Motorsports161
9Ryan SiegRSS Racing153
10John Hunter NemechekGMS Racing149

Lee a continuación: Thunderdome, el olvidado sueño australiano de la NASCAR [Vídeo]