Edoardo Mortara hereda la victoria en un polémico ePrix de Hong Kong

 |  @eloy_eg  | 

Una vez más la amenaza de la lluvia se cernió sobre un ePrix de Fórmula E sin que finalmente se concretase. Hong Kong recibió al certamen de monoplazas eléctrico con una jornada húmeda, pero la carrera se disputó sobre seco y terminó decidiéndose en los despachos. El toque de Sam Bird a André Lotterer que resolvió la prueba en pista terminó siendo sancionado por los comisarios, llevándose el triunfo Edoardo Mortara.

Tuvimos sorpresa en la pole pues pese a los recurrentes problemas en carrera de HWA, Stoffel Vandoorne sigue dando muestras de su calidad y su punta de velocidad, logrando el mejor registro en clasificación por delante del Nissan de Oliver Rowland. Tras ellos, Edoardo Mortara, André Lotterer, Gary Paffett y Lucas di Grassi. A las puertas de la Superpole se quedaron Sam Bird y Sébastien Buemi, mientras que fue una sesión para olvidar de los Mahindra y Jean-Éric Vergne, al fondo de la parrilla.

Oliver Rowland le birló la primera posición a Vandoorne en la salida, también amenazado por Lotterer. Sin embargo un toque del alemán a Rowland en la estrecha horquilla permitió a Sam Bird colocarse tercero tras una extraordinaria salida, convirtiéndose en segunda posición al adelantar a Vandoorne en la primera vuelta. Pero la carrera quedó rápidamente interrumpida por el tapón generado al impactar con las barreras Felipe Nasr, pillando a los dos Mahindra.

En la resalida Lotterer recuperó el tercer puesto adelantando a Vandoorne, que se convirtió pronto en segundo al tener un breve contratiempo mecánico Oliver Rowland, posiblemente causado por un toque con Bird. Así, quedó servido el duelo por la victoria a más de media hora de la bandera a cuadros. El alemán de Techeetah presionó al de Virgin y le superó con relativa facilidad, pero no logró despegarse al intercambiarse vueltas rápidas.

La pole de Vandoorne le sirvió de poco al belga, pues su coche le dejó tirado en pista a un cuarto de hora del final por un fallo de transmisión, provocando así la segunda interrupción de la carrera. Con el attack mode activado volvieron a despegarse del pelotón Lotterer y Bird, claramente por encima del resto, pero la prueba tuvo un tercer periodo de Safety Car a escasos minutos de la caída de la bandera a cuadros al romper suspensión Oliver Rowland. Ello dejó el ePrix de Hong Kong pendiente de un sprint final en el que Sam Bird tocó la trasera del coche de André Lotterer en una apurada de frenada al límite y provocó un pinchazo al alemán, que perdió comba y cedió al triunfo al británico, lógicamente investigado y posteriormente sancionado.

Así Edoardo Mortara se llevó el triunfo en Hong Kong, seguido de un Lucas di Grassi que se acerca al liderato del campeonato y de un Robin Frijns que logró remontar desde la décima posición en parrilla. Los cinco segundos de penalización dejaron a Sam Bird sexto (y aún líder del certamen), tras Daniel Abt y Felipe Massa, en el mejor resultado del brasileño en Fórmula E. Cerraron la zona de puntos Evans, Paffett, Turvey y Da Costa. La cita fue horrorosa tanto para Nissan, con un nuevo doble abandono, como para el vigente campeón, Jean-Éric Vergne.

La próxima cita de Fórmula E tendrá lugar en Sanya el 23 de marzo.

Foto | FIA Formula E

Lee a continuación: Simona de Silvestro regresa a la Fórmula E como piloto de pruebas de Venturi

  • M.A.

    Circuito en extremo ratonero. Más propicio para toques que para adelantemientos. No es extraño que haya acabado de esa forma.
    La peor carrera del año hasta ahora.