El maestro de la Gymkhanas con camiones también estará en el Dakar 2019 con un Mitjet de 500 CV

 |  @fernischumi  | 

Es cierto que con el traslado del Rally Dakar al otro lado el Atlántico se ha perdido en gran medida esa traición de presentarse en la salida con los prototipos más locos y lanzarse a la aventura. Los altos costes logísticos, así como los disparatados precios de inscripción han obligado a los competidores a buscar un término medio entre originalidad del proyecto para llamar la atención de los patrocinadores y una montura competitiva y fiable con la que llegar a la meta.

Precisamente, un poco más allá de ese término medio se sitúa la participación de Michiel Becx, al cual muchos conocerán por haberse convertido en toda una estrella de las redes gracias a sus espectaculares Gymkhanas al volante de un camión preparado específicamente para el arte del derrape. Responsable de una empresa de logística y transporte terrestre, Becx está dispuesto a dar una vuelta de tuerca a sus shows para aprovechar el tirón mediático con el que cuenta la cita organizada por ASO.

No es que esté buscando una volante oficial, Michiel llevará a Lima todo su equipo, incluido uno de sus últimos inventos: una asistencia portátil que se expande automáticamente gracias a un ingenioso sistema mecánico. Su coche de competición tampoco pasará de inadvertido, en especial porque nos encontramos con la primera gran participación del Mitjet Off-Road 4x2, construido por los mismos responsables de los pequeños vehículos de la monomarca que incluso llegó a tener carreras en nuestro país.

Con Edwin Kuipers a las notas, Michiel Becx disputará el rally-raid más duro del planeta con un vehículo de tracción trasera y configuración Trophy Truck que emplea un motor V8 atmosférico proveniente de Chevrolet que eroga hasta 500 CV de potencia para 1.450 kilogramos de peso. Con unas medidas mucho más cortas y estrechas respecto al Peugeot 3008 DKR, el vehículo fue desarrollado con el fin de competir en el potente nacional francés de Todo Terreno, sin embargo, Becx y Kuipers han aceptado el desafío de una prueba de 10 etapas y los numerosos kilómetros de arena que se esperan.

El Rallye Hearts of Morocco fue la última prueba de fuego antes de embarcar en el Heritage Leader a finales del pasado mes de noviembre. Allí llamó la atención especialmente el “Expandable” el remolque de asistencia desarrollado por piloto y copiloto que es capaz de expandirse hacia sus laterales en 4,8 metros, dando como resultado una superficie total de 40 metros cuadrados e incluso con comodidades integradas como electricidad y un compresor de aire. ¿Show? ¿Promoción? Becx apunta a que quiere terminar dentro del Top 30 en un resultado que sin duda sería muy valioso.

Lee a continuación: Xavi Foj escala de categoría y llevará un Toyota Land Cruiser evolucionado al Dakar

  • Txesz

    Bueno, compresor... lo que lleva es aire acondicionado, según se ve en 0:53.

    Muy bonito pero más vale que no sople mucho el viento en Perú porque si no ya los veo plegando el invento con 2 Kamaz empujando a cada lado y los mecánicos cinchando como si fuese una albarda en un burro flaco.

    • El propio equipo dice que tienen aire comprimido: "Equipped with a lift, compressed air and electricity, there is a ready-made mobile workshop in just a few minutes. We are convinced that this will contribute positively and so we can get the maximum out of people and equipment".

      • Txesz

        Pues no se como interpretar el comunicado... que hayan metido el compresor dentro de la estructura no me parece un logro tan destacable.

        Con lo de la electricidad pues casi lo mismo, a menos que lleven baterías que se recarguen mientras de una etapa a otra y así el módulo sea autónomo.

        Pero bueno, todo es cuestión de vender el proyecto.