MENÚ
Diariomotor Competición
Fórmula 1

3 MIN

En Williams estiman pérdidas financieras por el orden de los 20 millones de dólares

williams_pkn_orlens_rk_19_19

Según las cuentas que poseen los administradores de la escudería Williams, en lo que va de año, lo invertido y los resultados obtenidos se traducen en pérdidas aproximadas de unos 20 millones de dólares, cifra que bien pudiera aumentar si persiste la ausencia de puntos en la clasificación de constructores. Se explicó que en Williams Grand Prix Holdings Group, la división Williams Advanced Engineering ha prestado ayuda financiera a Williams Grand Prix Engineering, pero el ingreso de toda la empresa se redujo este año a 86 millones de euros, cuando en el mismo lapso de 2018 facturaron 168 millones, situación que ha encendido las alarmas de la administración.

También está afectando la estabilidad económica de la escudería Williams sus pobres resultados del año pasado, puesto que los premios por puntos alcanzados se pagan esta temporada, y la deserción de Martini. Si bien es cierto que para esta temporada se integraron patrocinadores como RoKit y PKN Orlens, el aporte de tales asociaciones es menor e inclusive el de la petrolera polaca está condicionada por la participación de Robert Kubica en las carreras.

Explicó Mike O'Driscoll, CEO de Williams Group, que los actuales resultados no son acordes con una escudería histórica como Williams, pero eran de esperarse porque las finanzas presentan saldo negativo. El presupuesto en áreas importantes se redujo en casi 17 millones de libras, por tal razón se acudió a Williams Advanced Engineering para que aportara dinero, pero al ser empresas hermanas, se requieren resultados para que ambas sean rentables.

En tal sentido, Williams Advanced Engineering necesita que el dinero aportado al desarrollo técnico interno sea positivo porque de ello depende el crecimiento de esa división, lo que a su vez influye en su propio negocio de venta de tecnología a terceros. Lo importante es que ninguna división se detenga, los proyectos de Williams Advanced Engineering deben seguir adelante, aunque el desempeño de la escudería de Fórmula 1 sea modesto.

O'Driscoll espera que la nueva reglamentación propuesta para 2021 contemple un límite en el presupuesto y la estandarización de algunos elementos, que, aunque estos factores no garantizan competitividad, por lo menos disminuye el riesgo de una gran debacle económica.

Los resultados financieros del equipo de Fórmula 1 reflejan, en primer lugar, nuestra posición final en la clasificación de constructores del año pasado y, por lo tanto, la reducción en las primas obtenidas. También hubo una reducción general en los ingresos de la asociación en comparación con la primera mitad de 2018. Nuestros resultados financieros reflejan un año difícil para nuestras operaciones, pero también han demostrado un crecimiento continuo en Williams Advanced Engineering.

Vía | Nextgen Auto