Cerrar CERRAR
MENÚ
Logo IconSearch Icon
WEC
Logo Icon

3 MIN

Peugeot trasladó el 908 HYbrid4 a Versalles para continuar con su programa del WEC

El prototipo 908 HYbrid4 del año 2012 desembarcó en la sede de Peugeot Sport con la finalidad de ser estudiado por los ingenieros que participan en el programa que el fabricante francés tiene para el Campeonato Mundial de Resistencia. Explicó Olivier Jansonnie, director técnico de Peugeot Sport, que el antiguo LMP1 servirá para actualizar conceptos, enfocándose principalmente en la arquitectura de un tren motriz híbrido de esta época instalado en un chasis muy parecido al del 908.

El 908 HYbrid4 fue el sucesor del 908 HDi FAP, pero cuando estaba previsto su debut en la temporada 2012, Peugeot Sport canceló su programa de resistencia, quedando el prototipo como testigo de toda la tecnología que se invirtió en su construcción. Si bien han trascurrido ocho años desde su construcción, y los motores híbridos han evolucionado de una forma asombrosa, Peugeot estima que se pueden avaluar muchas cosas a partir del coche.

El programa de Peugeot tiene dos meses en etapa de análisis, los detalles técnicos de la plataforma LMDh tienen al constructor francés meditando acerca de la pertinencia de no seguir por la vía del Hypercar. Se informó que Ligier Automotive será la empresa encargada de la aerodinámica, pero el programa está pausado hasta tomar una decisión acerca de la plataforma ya que no se puede concebir la aerodinámica sin tener la certeza del motor de combustión que se utilizará.

Por su parte Jean-Marc Finot, director del Grupo PSA Motorsport, admitió que hasta no decidir por la plataforma deben avanzar en otros sentidos y uno de ellos es el proveedor del motor eléctrico, en este punto piensan favorecerse de la experiencia de DS Techeetah en la Fórmula E. Para Finot tal particularidad representa una ventaja porque todo ese avance que se ha logrado en la categoría eléctrica será transferido al WEC, no solamente en elementos físicos sino también en gestión de energía y en estrategias de carrera.

Con respecto a los pilotos, Finot mencionó que muy pronto comenzarán las conversaciones, a más tardar la primavera de este año. Si la planificación se logra materializar, el coche debería estar listo para el verano de 2021, para ese período está pautado el inicio de las pruebas. La selección de pilotos se hará con paciencia ya que considera importante contar con el mejor equipo posible para afrontar el reto de volver a Le Mans con un programa muy distinto a lo que han realizado.

En palabras de Jean-Marc Finot:

El primer paso será elegir entre Hypercar y LMDh, después tenemos que elegir nuestro principal proveedor de motores eléctricos y luego la arquitectura de nuestro motor de combustión. Peugeot Sport es parte de PSA Motorsport, por lo que tendremos todas las marcas de PSA en nuestras instalaciones. En cuanto al chasis solicitamos un presupuesto y como Ligier era el proveedor más competitivo, los elegimos.

Vía | Sportcars365

Artículos Relacionados

Treinta años sin el Grupo B: repasa con nosotros los coches que lo hicieron inolvidable