CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Vídeos

2 MIN

¿Sanción o llamas? Calum Lockie y la excusa perfecta para adelantar el Safety Car y no ser penalizado [Vídeo]

Iván Fernández | 25 Jun 2019
calum-lockie_-donington-historic-festival-2019
calum-lockie_-donington-historic-festival-2019

Es sin duda una de las situaciones más dramáticas que se puedan dar en un coche de competición. En el pasado ya hemos visto a otros competidores como Ken Block o los casos recientes con los Volkswagen Polo GTI R5, en los que el coche sufre un conato de incendio y los pilotos se ven obligados a detenerse ante el gran riesgo que supone el que las llamas se extiendan. Es cierto que en competición se producen muchas situaciones y que no siempre el inicio de un fuego es un abandono definitivo.

Por ejemplo, alguna vez se ha dado que después de un uso extensivo de los frenos, una parada en boxes o el detenerse al final del tramo provoca que las altas temperaturas terminen provocando el inicio de un pequeño fuego, algo que puede ser solucionable volviendo a ponerse en marcha y que el propio conato se sofoque por la circulación del aire. Es más, de utilizar un extintor sobre los frenos estos sí significará el abandono.

En el caso de Calum Lockie la situación fue un poco distinta, aunque afortunadamente también contó con un final feliz. El piloto británico se encontraba compitiendo al volante de una réplica del Shelby Daytona Coupe (sí, no es original, pero está valorado en unos 380.000 euros) en el circuito de Donington Park junto a Julian Thomas en una competición de históricos. Pronto el humo proveniente del eje trasero empezó a alarmar a Calum, el cual se encontraba liderando la carrera tras salir desde la Pole Position.

En pleno periodo de Safety Car, Lockie tuvo que tomar la decisión de superar al coche de seguridad para intentar aumentar el flujo de aire pensando que se debía a un problema de sobrecalentamiento de frenos. Ya no tendría remedio para detener las llamas. El siguiente objetivo fue el de llegar al Pit-Lane y aparcar junto al camión de bomberos que finalmente le extinguiría el incendio sin daños graves en el vehículo tal y como demuestran las imágenes posteriores de Julian. Ambos pilotos competirían posteriormente en algunas pruebas más durante el día en otras categorías, por lo que