ESPACIOS
COMPETICIÓN
Cerrar CERRAR
Competición

6 MIN

Verstappen domina en China frente a un Norris sólido, Alonso y la zona trasera dan emoción en el regreso a Shanghai

Movido regreso de la Fórmula 1 a China, escenario entregado a Guanyu Zhou y a un espectáculo variable en bastantes posiciones, no así en la pelea por la victoria. Max Verstappen ganó en Shanghai de forma casi placentera y sigue dando pasos de gigante en camino a su cuarto título consecutiva con su cuarta victoria en cinco carreras. Lando Norris sacó un ritmo brillante y una estrategia oportuna para intercalarse entre los Red Bull, dejando tercero a un combativo Sergio Pérez.

Todos los pilotos partían con gomas medias sobre el irregular asfalto a excepción de Lance Stroll y los forzados a remontar Yuki Tsunoda, Lewis Hamilton y Logan Sargeant con blandos y Kevin Magnussen con duros. Verstappen arrancó bien y mantuvo el primer puesto frente a un excelente Fernando Alonso, que adelantó a Pérez y se puso en paralelo breve con el neerlandés. Norris también intentó superar al mexicano y tuvo que esperar pero los tres tomaron la batalla por el podio ante la inmediata fuga de Verstappen, que ya tomaba casi dos segundos de ventaja en la primera vuelta.

Los Ferrari volvieron a rozarse y se fueron largo en la larga curva inicial, hecho que aprovecharon George Russell y Nico Hülkenberg para rebasarles aunque pronto se quitaron de encima al Haas. Stroll también dejó atrás a Hülkenberg con un atrevido adelantamiento en la curva 6 y el alemán debía centrarse en contener a Valtteri Bottas, Esteban Ocon y el hambriento grupo de zona medio-baja que buscaba el último punto. Leclerc alcanzó y superó a Russell con una agresiva cortada por el exterior de la primera curva y Carlos Sainz atacó al Mercedes sin éxito.

McLaren de F1 dominando las curvas del GP de China 2024 con Lando Norris al volante.

Hülkenberg, Tsunoda y Zhou abrieron la ventana de paradas en el octavo giro, seguidos por Stroll, Bottas, Ocon, Alex Albon y Hamilton en el 9º. Charles Leclerc se fue a por los McLaren y pasó a Oscar Piastri a la vez que Alonso y Russell cambiaban neumáticos, permitiendo a los Ferrari alargar sus detenciones. Red Bull tenía tanta distancia a favor que realizó una doble parada en la vuelta 14, regresando Verstappen y Pérez con Sainz intercalado entre los coches de la bebida energética.

Tardó poco Verstappen en retomar el liderato al pasar a Leclerc y a Norris, los dos pilotos que más retrasaron su cambio de ruedas obligatorio. Piastri paró en la vuelta 18 y Sainz en la 19 tras ser superado por Pérez. Poco después, Bottas sufrió un problema en el motor de su Sauber y se detuvo en la curva 11 de un Gran Premio dónde tuvo opciones serias de puntuar. Los comisarios no pudieron sacar el coche del finlandés de forma rápida y Leclerc y Hamilton pudieron parar bajo Virtual Safety Car antes de que Dirección de Carrera decidiese sacar el coche de seguridad.

Mientras Bernd Mayländer tomaba el circuito una gran mayoría de los pilotos decidió montar nuevos Pirellis, entre ellos la dupla de Red Bull, Alonso (único que montaba blandos), Russell, Piastri y varios integrantes de la zona medio-baja como Hülkenberg, Ocon, Tsunoda y Albon. La resalida fue tan breve como intensa. Stroll se llevó por delante a Daniel Ricciardo en la horquilla y se fue a boxes con el alerón delantero torcido. Apenas un sector más tarde Magnussen chocó con Tsunoda, provocando el abandono del nipón y daños frontales en el Haas.

Vista lateral del circuito con el coche de F1 en la distancia bajo un cielo nublado.

Alonso había superado a Sainz con blandos y se pegó a la trasera de Pérez en la segunda resalida. Ricciardo era noveno pero una estrategia de ruedas viejas y los posibles defectos fruto de su colisión con Stroll le obligaron al abandono en un día que se estropeó rápidamente para RB. Los comisarios deportivos se pusieron a trabajar con tres penalizaciones consecutivas: Magnussen y Stroll se llevaron sanciones de 10 segundos por sus choques respectivos y Sargeant por adelantar a Hülkenberg bajo VSC.

Magnussen y Stroll continuaron con su show de la imprudencia entre ellos, alternándose paralelos y espectáculo por la última plaza antes que el canadiense tomase el camino del pit lane para quitarse de encima su sanción. Zhou rebasó a Sargeant y aun así puso blandas en una estrategia dudosa de Sauber y Magnussen prefirió seguir en pista y ganar tiempo sobre el asfalto para perder lo menos posible en su futura sanción. Alonso tampoco pudo mantener sus blandos y montó otro juego de medias a falta de 12 giros, cayendo fuera de los puntos.

Vista dinámica del monoplaza en acción en el Gran Premio de China 2024

Al frente, Verstappen pilotaba sin complicarse la vida y disponía de diez segundos sobre Norris. Pérez adelantó a Leclerc y se fue poco a poco a por el McLaren, seguidos de lejos por Sainz y Russell. Piastri aguantaba con el fondo plano dañado por un toque de Ricciardo en la primera resalida, llevando consigo a Hamilton, Hülkenberg, Ocon y Albon. A todos ellos los alcanzó Alonso con caucho nuevo y ritmo letal, de hasta dos segundos por vuelta más veloz.

Alonso pasó a Albon y Hülkenberg por DRS y a Ocon por el revirado segundo sector. Presionando a Hamilton pisó la grava de la última curva pero en menos de un giro se sobrepuso a dicho error para relegar al heptcampeón en el primer sector y a Piastri en la horquilla, ascendiendo de 12º a séptimo en un rato con la vuelta rápida de carrera incluida. La distancia con Sainz y Russell era demasiado grande y el piloto de Aston Martin debió conformarse con una sólida séptima posición.

Verstappen ganó con comodidad otra vez, seguido a 14 segundos por Norris y a 19 por Pérez. Leclerc y Sainz quedaron en tierra de nadie con unos Ferrari desaparecidos de la lucha por el podio y Russell finalizó sexto. Alonso, Piastri, Hamilton y Hülkenberg completaron la zona de puntos. Ocon, Albon, Pierre Gasly y un emocionado Zhou llegaron a meta sin incidencias, a diferencia de los tensos y sancionados Stroll, Magnussen y Sargeant; Ricciardo, Tsunoda y Bottas se retiraron.

Cargando...