Si el futuro de la movilidad es el excelso Bentley EXP 100 GT, ¿dónde tengo que firmar?

Sergio Álvarez  |  @sergioalvarez88  | 
Bentley Exp 100 Gt P

Bentley celebra su centenario en 2019. Mucho ha cambiado en el mundo del automóvil en los últimos cien años, y si cabe, el futuro plantea aún más retos. En un mundo hiperconectado, donde el futuro del automóvil pasa por las cero emisiones y la conducción autónoma, nos reconforta que marcas como Bentley aún piensen en diseños pasionales y exclusivos. El Bentley EXP 100 GT es la visión de futuro de Bentley, un opulento coupé 100% eléctrico, con 700 km de autonomía y altísimas prestaciones. Además, aunque será un coche autónomo, lo será solo cuando su propietario desee dejarle la conducción a la máquina.

Bentley se ha imaginado el mundo del automóvil en el año 2035, y el EXP 100 GT es el resultado. Un coche que aglutina los valores de la marca en un mundo de cero emisiones. Un mundo en el que la experiencia de conductor y pasajeros es igual de valiosa e importante. La presencia del coche nos recuerda poderosamente a la de modelos del pasado de la marca, con una impresionante calandra retroiluminada transparente, ópticas redondeadas, llantas de grandes dimensiones y una línea lateral fluida y extremadamente elegante. La atención al detalle en su diseño es francamente impresionante.

Bentley Exp 100 Gt 1

El coche mide 5,8 metros de largo y 2,4 metros de ancho, pese a ser un "simple" coupé de cuatro plazas.

La zaga combina ópticas OLED con un diseño tridimensional, y un diseño general inspirado en el mítico Bentley Continental de los años cincuenta del siglo pasado. Su carrocería combina una construcción en aluminio y fibra de carbono. Para acceder al habitáculo se abren sus puertas en forma de élitro, y se revelan cuatro plazas con "asistencia biométrica". Estos asientos escanean nuestras constantes vitales, y adaptan la iluminación, la climatización o la luz a las condiciones óptimas de confort. Además, los asientos tienen una forma variable: por ejemplo, sus flancos se hacen más pronunciados cuando llegan las curvas.

Una inteligencia artificial cura la experiencia de conducción, y puede tomar el volante cuando lo deseemos, permitiéndonos aún conducir el coche si así lo deseamos. Además, puede amplificar las sensaciones de conducción, mediante la luz, el sonido y el olor - también crear una atmosféra protectora o emocionante. Una serie de patrones, combinaciones de materiales y luces crean una atmosféra lujosa y vanguardista en su habitáculo, propia de un prototipo futurista. Un habitáculo construido con materiales sostenibles, como cuero vegano - construido con subproductos de la industria del vino - alfombrillas de lana británica o algodón bordado.

Bentley Exp 100 Gt 10

Pese a sus dimensiones y densidad energética de su batería, este gran coupé tiene un peso de 1.900 kilos.

El Bentley EXP 100 GT es un coche eléctrico de altas prestaciones. Sus cuatro motores eléctricos desarrollan 1.500 Nm de par motor y le permiten hacer el 0 a 100 km/h en menos de 2,5 segundos - tan rápido como un Bugatti Veyron - alcanzando una velocidad punta de 300 km/h. Para maximizar su autonomía de 700 kilómetros las llantas cuentan con una aerodinámica activa y los neumáticos Pirelli varían su superficie de contacto. No deja de ser un ejercicio de diseño, pero nos muestra la visión del lujo del futuro por parte de Bentley. ¿Qué parte llegará a las calles en unos años?

Lee a continuación: Este Bentley Continental GT Convertible es un sentido homenaje al pasado de la marca

Ver todos los comentarios 3
  • Alcalino

    Mola muchísimo, pero una cosa, yo sólo veo 3 asientos, no cuatro. He flipado con lo del cuero a partir de subproductos de la uva he investigado y es bastante factible que se pueda sustituir por completo el cuero animal por el cuero vegano si se potencia dicha industria.

  • ch460

    Cómo no?!... casi 6m de largo... lógico al paso que lleva el agrandamiento de los coches... pues nada, en unos años todos en "camionetas" (o conduciendo clásicos –como haré yo–).

  • Leonmafioso

    ES más feo que patear a tu padre en la entrepierna el dia de su cumpleaños!