CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Mazda

5 MIN

¿Capota de lona o techo targa? ¿Qué Mazda MX-5 me compro? ¿Es mejor el Mazda MX-5 RF?

Mario Herraiz | @HerraizM | 25 Jun 2017
toyota-gt-86-vs-mazda-mx-5-mdm-36
toyota-gt-86-vs-mazda-mx-5-mdm-36

El Toyota GT 86 y el nuevo Mazda MX-5 RF han coincidido durante unos días en nuestro garaje y claro la comparativa estaba servida, te hemos hablado de ello en el artículo “¿Mazda MX-5 RF o Toyota GT 86? ¿Por qué comprar el nuevo targa de Hiroshima? ¿Cuál es más deportivo?”, pero además también entraba en juego una decisión crucial... ¿comprar el Mazda MX-5 con el techo tipo targa del RF o con la capota de lona de la versión “normal”? Habiendo rodado en numerosas ocasiones con ambos, habiendo puesto bien a prueba ambas capotas, es el momento de decirte cuales son las principales ventajas de una u otra, hablar de su aislamiento, del proceso de plegado, de diseño y en definitiva de qué Mazda MX-5 comprar.

Inevitablemente lo primero que llama la atención de la capota del Mazda MX-5 RF es su diseño. Mazda ha logrado una espectacular vista lateral de esta versión del MX-5 con un techo targa muy atractivo, muy bien integrado, con unos pilares posteriores que encajan a la perfección con las formas del maletero y de los pasos de rueda posteriores. Además su proceso de apertura y cierre, desde el punto de vista estilístico, es hipnótico.

El techo del @mazdaespana MX-5 RF nos evoca automáticamente al Porsche 911 Targa, salvando lógicamente las distancias. Un auténtico atrevimiento por parte de Mazda que se merece todos nuestros elogios. Por @herraizm #mazda #mx5 #sunset #miata

Una publicación compartida de Diariomotor (@diariomotor) el

Pero claro, este proceso de cierre es complejo, supone un incremento de peso de 45 kg, emplea un tiempo de 12 segundos y sólo se pude operar a una velocidad de hasta 10 km/h y aquí, en todos estos puntos, es donde la versión de techo de lona adelanta al MX-5 RF y hace que nos cuestionemos, por mucho que nos guste el RF, si quedarnos con uno o con otro...

Y es que el Mazda MX-5 con la capota de lona, el “Soft Top”, nos ofrece la posibilidad de descapotar de forma manual en... ¿3 segundos? Dejando a la vista un mecanismo que difícilmente tendrá un mal envejecer, donde las averías posibles son mínimas y cuyo proceso de apertura o cierre podemos realizar a una mayor velocidad (tampoco lo intentes a 120 km/h...), lo que implica, en el día a día, una importante ventaja en su uso.

A mayores el Mazda MX-5 RF no ofrece un aislamiento mejor que de la versión de techo de lona, como cabría esperar. Hay cierto ruido aerodinámico en el punto de unión entre el techo y la ventanilla que nos recuerda a la versión de techo de lona, que, sea dicho de paso, cuenta con una capota muy bien terminada.

¿Y hay algún tipo de inconveniente en la dinámica del Mazda MX-5? Sumarle 45 kg a un coche tan ligero como el Mazda MX-5, que en su versión más liviana se conforma con sólo 975 kg, no suena demasiado bien y el sector más “quemado” defenderá a capa y espada la elección de la capota blanda por este motivo pero la realidad es que en la práctica el Mazda MX-5 RF se siente ligeramente más aplomado en el paso por curva algo donde tiene que ver, más que esos 45 kg extra, la nueva suspensión adoptada para esta versión, más firme, transmitiéndonos un balanceo menor . En nuestro caso la prueba tuvo como protagonista a un Mazda MX-5 RF Luxury Sport lo que implica que las suspensiones están firmadas por Bilstein y gozan de un tarado aún más deportivo.

¿Y su maletero? La configuración adoptada por Mazda para este techo, esa configuración Targa, le permite a esta Mazda MX-5 RF no prescindir de ninguna porción del espacio original lo que nos deja con 131 litros de espacio disponible o lo que es lo mismo, un discreto maletero donde entran, justas, dos maletas de cabina.

Pero... ¿qué pasa con su precio?

Un Mazda MX-5 con el techo de lona, con el acabado Style y con el motor de 131 caballos tiene un precio de partida de 25.000 euros mientras que si acudimos a la gama del Mazda MX-5 RF esta misma versión parte desde 27.500 euros. Acudiendo a la versión más equipada y sea dicho de paso protagonista de nuestra prueba, el Luxury Sport con el motor de 160 caballos, nos toparemos con un precio de partida de 30.800 euros para la versión de techo de lona y desde 33.300 euros en el caso de la versión RF por lo que, efectivamente, el sobrecoste del techo targa frente al techo de lona es de 2.500 euros.

Por lo tanto, desembolso económico al margen, quedémonos con que el techo tipo targa del Mazda MX-5 RF le sienta realmente bien en lo que a diseño se refiere, es una propuesta original, atrevida y estéticamente (y técnicamente) muy bien resuelta, pero hace al coche más complejo cuando una de sus principales virtudes es la sencillez, añade nuevos puntos de posible avería (pensando en el coche muy a la larga) y no mejora el aislamiento disponible, lo que reduce a la estética el principal punto a valorar para decantarnos entre un Mazda MX-5 Soft Top y un Mazda MX-5 RF.

Vídeo destacado del Mazda MX-5