Comprendiendo al Toyota C-HR: un crossover híbrido más divertido y con 184 CV (prueba en vídeo)

David Villarreal  |  @davidvillarreal  | 
Toyota C Hr Prueba Video 2020

En 2016 conocíamos una de las apuestas más curiosas de Toyota en los últimos años. El Toyota C-HR se presentaba como un crossover de dimensiones compactas, aunque el espacio a bordo no se correspondía con lo que habitualmente esperábamos en un todocamino de una longitud similar, como el Nissan Qashqai o el SEAT Ateca. Por otro lado, el Toyota C-HR llegaba - a la Península - con una única mecánica híbrida, poco potente, con 122 CV. Tras haber vendido más de 400.000 unidades en Europa, volvemos a ofreceros una prueba del Toyota C-HR, ahora en vídeo, en la que de nuevo nos preocupamos por comprender qué es y cómo es el Toyota C-HR. Y una prueba en la que por primera vez tenemos ocasión de probar su última actualización, en la que llega mejorado, para ser más divertido, y con un nuevo motor híbrido de 184 CV de potencia.

Más imágenes del Toyota C-HR:

Comprendiendo al Toyota C-HR

Como os decíamos, lo primero que hemos de hacer antes de tan siquiera plantearnos la compra de un Toyota C-HR es comprender cómo es este coche. Y ese ha sido precisamente uno de los objetivos de esta prueba. Podría pensarse que el público objetivo de un SUV compacto siempre viaja en familia, con niños pequeños y, por lo tanto, requiere un espacio a bordo muy holgado y un maletero amplio.

Pero las cifras nos han demostrado que Toyota tenía razón y que había un público objetivo sin esas necesidades, ávido por adquirir crossovers compactos con un diseño diferente, más atrevido, y sin preocuparse tanto por ese punto práctico que se asume en un SUV compacto.

Toyota C Hr 2020 Naranja Movimiento 24

En esta prueba hemos querido centrar toda nuestra atención en estos dos puntos fundamentales. Sabemos que el diseño será el que cautivará a sus potenciales compradores y la razón fundamental que muchos esgrimirán al decidir finalmente la compra de un Toyota C-HR. Pero primero hemos de comprender sus limitaciones, que sus plazas traseras no sean las ideales para viajar y que su maletero cubra con el mínimo necesario para que puedan viajar cuatro pasajeros adultos con sus cuatro maletas de mano.

Toyota C Hr 2020 Interior 20

Imagen de las plazas traseras del Toyota C-HR.

Toyota C Hr 2020 Interior 17

Imagen del maletero del Toyota C-HR.

Superada esta parte, ¿cuál ha sido la gran novedad de este actualizado Toyota C-HR?

Toyota C Hr 2020 Naranja Movimiento 25

El Toyota C-HR estrena motor híbrido de 184 CV de potencia

A pesar de que en otros mercados se ha comercializado con un motor gasolina 1.2 Turbo - no híbrido - en la Península solo ha estado disponible desde su lanzamiento con un motor de 122 CV de potencia. Este motor nos resultó excelente para movernos por la ciudad, donde conseguimos consumos en el entorno de los 4,0 litros/100 kilómetros. Un motor suficiente para moverse de un punto A, a un punto B que, no obstante, podía quedarse un poco corto en ciertas situaciones. Toyota mantiene este motor y ha sustituido su batería de hidruro níquel por una de litio

De ahí que haya que congratularse por la llegada de un segundo motor híbrido, ahora con 184 CV de potencia. En nuestra prueba, hemos podido comprobar que este motor se antoja precisamente como la opción ideal para el que busque un Toyota C-HR que, más allá de ser más potente, sea más completo, ofrezca más garantías en carretera, e incluso sea más divertido.

Toyota C Hr 2020 Interior 03

Las prestaciones del Toyota C-HR con este motor mejoran significativamente, pero también su confort. Por el propio funcionamiento de la transmisión de engranajes planetarios del C-HR, que en la práctica funciona como un variador continuo, este motor de mayor potencia también contribuye a hacer del C-HR un coche más confortable. Definitivamente, su capacidad es mayor para ganar aceleración, y velocidad, en el momento en que pisamos a fondo el acelerador, momento en el que motor sube hasta el máximo régimen de revoluciones.

Toyota ha revisado el diseño del C-HR, levemente, ha incrementado su dotación tecnológica, ha introducido Apple CarPlay y Android Auto en su sistema de entretenimiento, y ha perfeccionado detalles de chasis y refinamiento, por ejemplo su aislamiento acústico. Pero además ha creado un tarado de suspensiones específico para esta versión de 184 CV de potencia que, sin duda, hace que gane en aplomo y sea un coche más ágil y divertido.

Más imágenes del Toyota C-HR:

Sin más, os recomendamos ver nuestra prueba en vídeo, en la que profundizamos en todos estos aspectos y concluimos por qué el Toyota C-HR es un coche tan interesante y ahora mucho más gracias a este segundo motor híbrido de 184 CV de potencia.

Vídeo destacado del Toyota C-HR

Lee a continuación: El Toyota C-HR GR Sport tiene la actitud y deportividad que echábamos de menos en el crossover híbrido

Un crossover híbrido de diseño exótico y diferenciado que no dejará indiferente a nadie. La habitabilidad no está entre sus fuertes, sí las muchas posibilidades de equipamiento que lo sitúan a la cabeza de su segmento

Ver todos los comentarios 3
  • Ceyal

    Este motor contamina MUCHO (Fuente ADAC)

    Corolla 122CV : HC = 5mg/km, CO = 63 mg/km, NOx = 0 mg/km, Particulas =
    0,1 mg/km y 123 mil millones /km ; nota contaminacion : excellente 49/50

    Corolla 184CV : HC = 12mg/km, CO = 1832 mg/km, NOx = 3 mg/km, Particulas
    = 0,1 mg/km y 161 mil millones /km; nota contaminacion : 37/50 : muy
    mal

    Dacia Duster diesel 115CV : HC = 2mg/km, CO = 5 mg/km, NOx = 37 mg/km,
    Particulas = 0,2 mg/km y 3,7 mil millones /km; nota contaminacion :
    50/50 : excelente

    Etiqueta ECO : LOL

  • Lazaro Junio Noviembre

    Por curiosidad con el funcionamiento de un híbrido probé el actual de 122CV y me pareció el coche más soso que había conducida en mi vida y he conducido muchos. Esta versión de 184CV tiene otra pinta aunque me parece que si sigue la misma línea de PVP va a dejar de ser interesante en comparación con otras opciones.

  • javi

    este coche mientras siga montando la transmisión que monta no va a dejar de ser soso y aburrido de conducir, por no hablar de lo desagradable que es la sensación de pisar a fondo y sentir como si el embrague estuviese para tirar, creo que unas marchas prefijadas con unas levas tras el volante serían el toque definitivo y el más acertado, pudiendo tener un hibrido convencional, o un modo S para esos momentos que uno busca sensaciones y no consumos

Un crossover híbrido de diseño exótico y diferenciado que no dejará indiferente a nadie. La habitabilidad no está entre sus fuertes, sí las muchas posibilidades de equipamiento que lo sitúan a la cabeza de su segmento