Cerrar CERRAR
MENÚ
Diariomotor TecmoviaSearch Icon
Coches eléctricos
Logo Icon

3 MIN

Michelin y Siemens quieren mostrar el ahorro del eléctrico sobre el automóvil convencional

Michelin y Siemens en colaboración con el Instituto Tecnológico de Karlsruhe y el Instituo de Innovación y desarrollo de Fraunhofer llevarán a cabo un proyecto demostración donde se pretende ofrecer resultados tangibles sobre la viabilidad de la inversión en la propulsión eléctrica en comparación con los sistemas de propulsión convencionales.

Se trata de la celebración de un proyecto de uso y registro sobre una flota de vehículos eléctricos en sustitución de vehículos similares propulsados por motores térmicos, que pretende reflejar el beneficio obtenido de la inversión en el vehículo eléctrico teniendo en cuenta los resultados a largo plazo. La perspectiva expuesta en esta iniciativa pretende ofrecer números reales de uso e inversión para conocer el coste total que supone el desempeño de actividades sobre vehículos eléctricos en comparación con el uso de vehículos convencionales.

Vehículo eléctrico: la apuesta a largo plazo

Con un periodo de duracuón propuesto de 3 años y una inversión que rondará los 2 Millones de Euros, Michelin y Siemens incorporarán a sus flotas de transporte vehículos eléctricos capaces de realizar idénticos desempeños que sus homólogos de motor térmico. El principal uso se destinará a labores logísticas entre las factorías que poseen ambas compañías y se planea que el parque de vehículos eléctricos aumente su cuota respecto a vehículos convencionales durante la celebración del proyecto demostración.

El superior ahorro del vehículo eléctrico existe, sólo que necesita enmarcar la inversión en una apuesta a largo plazo

La infraestructura será una pieza clave en esta apuesta junto con la gestión inteligente de la misma. El coste de la recarga derivado del uso del vehículo eléctrico es uno de los puntos fundamentales para ofrecer números a favor del vehículo eléctrico, en su contra normalmente encontramos la falta de puntos de recarga para recorrer grandes distancias o conseguir tiempos de servicio comparables. En esta iniciativa se fomentará que los aspectos negativos derivados de los procesos de recarga sean mínimos para conseguir una comparativa de uso similar.

En definitiva, la apuesta de Michelin y Siemens servirá por seguro como un punto de partida para mostrar el impacto del vehículo eléctrico como inversión a largo plazo. El concepto «a largo plazo» sobre las bondades del vehículo eléctrico condicionan y mucho su adquisición como producto. Contar con demostraciones como ésta permitirá contar con datos extraídos sobre el uso real del vehículo eléctrico, lo cual permite comparar de forma directa el coste entre escoger uno u otro sistema de propulsión

Fuente: GreenCarCongress En Tecmovia: Bogotá acogerá 49 taxis eléctricos BYD e6 para un proyecto piloto de movilidad | UPS añadirá 100 camiones eléctricos a su flota en California | Renault recibe un pedido de más de 15.000 vehículos eléctricos | 300 kilómetros de autonomía piden las empresas para la compra de un coche eléctrico