Mansory Rolls-Royce Ghost, azul y dorado en “armonía”

 |  @omiguel  | 

El Rolls-Royce Ghost sufre recibe de la mano de Mansory una vuelta de tuerca más en su brillante propulsor y, de paso, una estética que podría calificarse por lo menos como arriesgada. Pero si la propia RR saca un Phantom tan “original” como el Yas Eagle, ¿de qué nos extraña lo de Mansory?

Los orquestados y suaves colores del Ghost dan paso a una combinación de azul marino con acentos en “oro” por toda la carrocería, incluyendo desde la parrilla frontal hasta las ventilaciones de las aletas o las nuevas salidas de escape. Sus curvas han sido acentuadas mediante nuevos parachoques y estribos laterales que no le sientan nada mal. El último “exceso” del exterior está en las llantas de 20 pulgadas barnizadas en dorado.

Es curioso que con tanta aparatosidad por fuera el interior sea todo un ejemplo de refinamiento, del que desgraciadamente no tenemos ninguna imagen. La mayoría del habitáculo está cubierto por una suave piel con detalles en “diamante” y línea de gamuza para el techo. las luces LED se adueñan de los paneles y las inserciones de carbono y de madera de bambú marcan la diferencia. El volante es nuevo y es más deportivo que el original.

Mansory Rolls-Royce Ghost

570 son los caballos que ofrece el V12 biturbo de 6.6 litros en el Ghost y son ya suficientes para mover con agilidad a esta berlina de más de dos toneladas de peso. Mansory, haciendo uso de una electrónica mejorada más varias mejoras físicas en los turbos, en los colectores y en la salida de gases, aúpa este valor hasta los 720 CV junto a un elevadísimo par máximo de 1.020 Nm.

Ahora los muchos kilogramos dejan de ser un obstáculo para que el Rolls-Royce Ghost sea una auténtica bala tanto en velocidad punta, que asciende a 310 km/h después de eliminar el límite electrónico en 250 km/h, como en aceleración, que cae hasta unos imparables 4.4 segundos de 0 a 100 km/h.

Tanta potencia parece que ya abruma así que es mejor quedarse con la curiosa forma que tiene Mansory de ver al “baby Rolls”. Dado que un coche así va para los “reinos” de la opulencia y la extravagancia no me extrañaría que tuviese bastantes adeptos.

Mansory Rolls-Royce Ghost

Vía: autoblog.nl

En Diariomotor: Rolls-Royce Ghost | ¿Quién dijo Baby Rolls?: El Ghost en Frankfurt 2009

Lee a continuación: Mansory Porsche 911 Turbo 2010

Solicita tu oferta
  • TIFOSSI

    Se puede hacer algo peor con este coche?? Lo dudo. Al q se le ha ocurrido esto deberían condenarle a 5 años y 1 día d prisión, y 1 par d hostias bien dadas!!

  • Que hostias bien dadas ni que niño muerto, si no es mas que un chop mal hecho.

  • Anónimo

    que hortera.

  • Manolete

    Tipica macarrada para los árabes. Estos preparadores cada vez la cagan más…

  • Matthias

    Que cosa rara, si lo pinto yo no me dan ni trabajo y a este todavia se lo publican.
    Visto asi de atras me recuerda al Rover 75.
    El mejor color para ese coche es gris y basta

  • Don Chamuko

    Con lo elegante que es salido de fábrica, y en color blanco ni se diga. Una macuarrada más para jeques adinerados.

  • Juancho

    El RR Bostero!!!

  • Spowm

    pues a riesgo de que me flameen, me parece bastante bonito, no es lo tipico y aunque no sea de mi gusto no me parece una de las horteradas que suelen hacer…………

  • pixtic

    son lo elegante que dejaron al am db9… dubai land!!

  • Nada que no se haya dicho ya puede decirse… ¡en cuanto lo vean los canis de mi barrio pintan el Seat León igualito!

  • macz

    El color azul me gusta y la potencia que obtiene ahora es tremenda para el peso del RR, pero tanto acento dorado?

    Como seguramente en Arabia les gustará este tono bling bling, por lo menos que le quiten las líneas doradas de los lados que no le quedan nada, ya lo demás puede quedarse hahaha!

  • Yo solo tengo una duda: ¿lo piensan sacar de verdad o es sólo la foto retocada?

  • alexyn

    Cuanto más dinero, mas horteras.

  • MAKAKO

    Q manera mas tonta de joder un señor coche

  • Anónimo

    perfecto para los adinerados araves :S

  • diego

    muy bakan me gusto mucho

  • Pingback: El tuning de altos vuelos en Ginebra — Diariomotor()