Rolls-Royce

Modelos | HistoriaNoticias

Rolls-Royce es una marca británica de super lujo, considerada de hecho la marca de coches más lujosa del mundo. Actualmente pertenece al Grupo BMW, siendo su máximo rival otra marca británica: Bentley. Probablemente la marca favorita de la realeza y la aristocracia, históricamente siempre se ha dedicado a crear coches de gran tamaño y lujo, fabricados a mano y al alcance de sólo unos pocos.

Historia de la marca Rolls-Royce

En el año 1904, un ingeniero llamado Henry Royce construía su primer automóvil. En mayo de ese año conoció en Manchester a Charles Rolls, propietario de una compañía que vendía automóviles de alta gama en Londres. Tan pronto como se conocieron, llegaron a un acuerdo para construir juntos "el mejor coche del mundo" y fundaron la marca Rolls-Royce, cuyos coches se venderían exclusivamente en su concesionario.

Apenas tres años después de fundar la marca, Rolls y Royce lanzaron su primer modelo: el Silver Ghost, un coche con motor de seis cilindros cuya fiabilidad, confort de marcha y buenas prestaciones pronto le valieron para ganarse el título entre la crítica de "mejor coche del mundo". La historia de Rolls-Royce acababa de empezar.

La década de los años 30 fue interesante para la marca británica: en 1931 adquirió Bentley, que no pudo sobreponerse a la crisis de la Gran Depresión; rompió récords mundiales de velocidad (George Eyston alcanzó 502,43 km/h de velocidad en el Thunderbolt, un automóvil impulsado por dos motores Rolls-Royce 'R'), y lanzaron su primer modelo con motor V12 -el Phantom III-. Además, Rolls-Royce tuvo un papel fundamental para combatir al ejército nazi alemán en la Segunda Guerra Mundial gracias al motor Rolls-Royce 'Merlin', cuya fiabilidad y prestaciones fueron cruciales para la superioridad aérea británica.

Los años 40 supusieron un avance en cuanto a personalización de cada coche, y hasta 1959 cada Rolls-Royce Silver Wraith que se fabricó tenía una carrocería diferente hecha a gusto del cliente. En los años 50, la monarquía británica cambió Daimler por Rolls-Royce como marca de coches favorita, y la princesa Elizabeth recibió en 1950 su Phantom IV, un modelo creado exclusivamente para monarcas y jefes de Estado del que sólo se construyeron 18 unidades (de las cuales 3 están en España y pertenecen a Patrimonio Nacional).

En 1971 Rolls-Royce se declaró insolvente debido a los problemas financieros de la división dedicada a la aviación. La compañía era demasiado importante para dejarla caer y el gobierno la nacionalizó. Las ramas de aviación y automóviles se separaron, dando lugar a dos empresas diferenciadas. Rolls-Royce Motor Cars es adquirida en 1980 por Vickers, que la vende años más tarde a Volkswagen. Pero la división de motores de aviación vendió los derechos del nombre y el logotipo de Rolls-Royce a BMW y no a Volkswagen, que había adquirido los derechos del Espíritu del éxtasis, la figura que adorna el capó de cada Rolls, y del característico diseño de la parrilla frontal. Finalmente BMW y Volkswagen llegaron a un acuerdo, con BMW haciéndose propietaria de pleno derecho de Rolls-Royce y Volkswagen de la marca Bentley.

La era BMW: última tecnología alemana con el inconfundible sello Rolls-Royce

Con la adquisición de BMW, la producción se trasladó a Goodwood y en 2003 Rolls-Royce lanzó su modelo más importante en años, el Phantom VII. Con el respaldo de BMW, había miedo de que Rolls-Royce perdiera su esencia, pero nada de eso ocurrió. BMW dejó hacer y Rolls-Royce presentó un coche que redefinía el lujo en el mundo del automóvil, un modelo de casi 6 metros de longitud en su versión "corta" cuyo interior estaba forrado con la mejor piel y decorado con las más exquisitas maderas. Bajo su capó había un silencioso V12 de 6,75 litros y 460 CV.

Después llegaron los Phantom Drophead, Ghost, Wraith y Dawn... Y otra vez el Phantom. Concretamente el Phantom VIII, presentado en 2017, y que está llamado a perpetuar el trono del coche más lujoso del mundo en la próxima década. Tiene múltiples razones para ello.

Todas las noticias de la marca Rolls-Royce

Que Rolls-Royce se haya animado a fabricar su primer SUV es sin duda un hito bastante importante, pero para la marca es tan importante su nuevo Rolls-Royce Cullinan que ha decidido crear un documental sobre ello. Rolls-Royce y National Geographic crearán un documental sobre la etapa final de desarrollo del Rolls-Royce Cullinan bajo el nombre "Final Challenge". Se trata de una producción inédita hasta la fecha, pero sin duda muy interesante para conocer de qué será capaz del primer SUV de Rolls-Royce antes de llegar al mercado para plantar cara a Bentley Bentayga y Range Rover.

Continuar leyendo »

Aunque los Rolls-Royce Wraith y Rolls-Royce Ghost sean coches potentes y capaces de acelerar realmente rápido en línea recta, nadie asociaría la marca inglesa con la deportividad pura. Sin embargo, su actual nivel prestacional es "un invento moderno" - en gran parte debido a la influencia de BMW y sus motores V12 biturbo. Antaño, Rolls-Royce siquiera anunciaba la potencia de sus V12, aduciendo que era "más que suficiente". El Rolls-Royce Silver Shadow que protagoniza este artículo rompe con todos los estereotipos de la marca, incluido el estereotipo de "clásico coche británico".

Continuar leyendo »

19 de marzo de 2018

Cómo reza el refrán: donde dije digo, ahora digo Diego. Rolls-Royce sigue adelante con el desarrollo de su primer SUV, modelo del que cada poco tiempo nos ofrece nuevos detalles. Tras afirmar que el SUV de Rolls-Royce no se llamaría Cullinan debido a que esa denominación correspondía únicamente a su programa de desarrollo, ahora Rolls-Royce se ha desdicho para confirmar que sí, que su primer SUV llegará al mercado con el nombre Rolls-Royce Cullinan. Aunque la historia detrás de ese nombre te explicará el porqué de escoger ese y no otro nombre.

Continuar leyendo »

El resurgir de Maybach a finales de los noventa, definitivamente, no funcionó como Daimler hubiera imaginado, y se produjo en el peor momento posible. Esa fue la razón por la cual sus limusinas de lujo dejaron de comercializarse, para regresar como una filial de Mercedes-Benz y erigirse como las versiones más ostentosas y lujosas de sus coches. Mercedes-Maybach sigue reinventándose, esta vez con un Mercedes-Maybach Clase S que recupera la imagen más ostentosa de la marca, para acercarse aún más a sus rivales naturales, Bentley y Rolls-Royce.

Continuar leyendo »

Cuando te llamas Rolls-Royce y tu modelo de acceso ya es más lujoso que la práctica totalidad de coches del mercado, ¿cómo puedes ofrecer a tus clientes más exigentes algo realmente distintivo? La marca británica algo sabe de eso y no parece que sea un problema salirse de la paleta de trabajo habitual para hacer creaciones con un nivel de detalle más excepcional de lo normal. Dice la marca que el año pasado fue uno de los más fructíferos de toda su historia en lo que a creaciones Bespoke (a medida) se refiere: desde La Galería del nuevo Phantom hasta el coche nuevo más caro del mundo, el Rolls-Royce Sweptail, las siguientes creaciones son prueba de ello.

Continuar leyendo »

No hay marca de lujo que se precie de serlo que renuncie a la opción de tener un SUV en su gama. Y ni tan siquiera Rolls-Royce se librará de ello, y lo hará con el Rolls-Royce Cullinan. Sabemos que Rolls-Royce ya tiene preparado su crossover, un producto de gran lujo que muy probablemente no sea un SUV al uso, pero sí el Rolls-Royce más versátil y apto para circular por todo tipo de terrenos que hayamos conocido. Este modelo ha de ser la alternativa de Rolls-Royce al Lamborghini Urus y el Bentley Bentayga. Recordemos que el Bentley Bentayga se erige como el epítome del confort en un todocamino, mientras que el Lamborghini Urus apuesta por trasladar, en la medida de lo posible, la agresividad y las prestaciones de un superdeportivo a un SUV.

Continuar leyendo »

Rolls-Royce, máximo estandarte del lujo en el automóvil, es un fabricante con muy bajo volumen de producción. Lo anterior es una obviedad teniendo en cuenta el nivel de artesanía que hay en cada coche y el toque de exclusividad que no quieren perder en Rolls. Aún así, en los últimos años venían marcando récords de producción y ventas que suponían un éxito rotundo. Una tendencia que ha revertido en 2017, con una importante reducción en las entregas que, paradójicamente, no evita que las cifras sean una muy buena noticia. ¿Se han vuelto locos en Rolls-Royce? Y más importante: ¿por qué este descenso tan pronunciado?

Continuar leyendo »

El lanzamiento del primer SUV de Rolls-Royce está cada vez más cerca y a lo largo de 2018 descubriremos su aspecto y detalles finales. Pero una cosa que ya te podemos confirmar es que el primer SUV de Rolls-Royce no se llamará Cullinan. La firma ha denominado a este proyecto con la denominación Rolls-Royce Cullinan desde la primera imagen que se destapó de sus prototipos, sin embargo Rolls ya ha confirmado que tiene preparado otro nombre para el que será uno de sus modelos más revolucionarios y principal enemigo del Bentley Bentayga.

Continuar leyendo »

Rolls-Royce está sumergida en un gran e importante proceso de reinvención que haga que sus clientes de animen a disfrutar conduciendo. Más sensaciones, más deportividad, mejores reacciones, una apuesta que reduzca las diferencias con su archienemiga Bentley a través de coches con más carácter. La llegada de las series Black Badge junto al Rolls-Royce Wraith fue solo el principio, descubriendo ahora que el nuevo Rolls-Royce Phantom da un nuevo paso en el placer de conducción para convencerte de que les de vacaciones al chófer.

Continuar leyendo »

Es obvio que el proceso de comprar un coche de la que probablemente es la marca más lujosa del mundo no es igual que en otras marcas más corrientes. Efectivamente, encargar un Rolls-Royce conlleva tras de sí un exhaustivo proceso de personalización para que el coche del cliente sea literalmente único en el mundo. Varias decenas de miles de pinturas, distintos tipos de pieles y hasta la posibilidad de personalizar los famosos paraguas escondidos en las puertas. Esas son sólo algunas de las opciones que nos encontramos al configurar un coche en un atelier de Rolls-Royce.

Continuar leyendo »

15 de octubre de 2017