CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Tuning

3 MIN

Bentley Continental Flying Star, un shooting brake en Ginebra

Sergio Álvarez | @sergioalvarez88 | 10 Mar 2010
Bentley Continental Flying Star, un shooting brake en Ginebra
Bentley Continental Flying Star, un shooting brake en Ginebra

Uno de los stand pequeños del Salón de Ginebra escondía esta joya que aquí os presentamos, el Bentley Continental Flying Star. No se trata de un nuevo modelo de Bentley, sino un carrozado muy especial de Carrozeria Touring Superleggera Milano. Es una empresa carrocera que tiene en su palmarés bellezas como el Touring AGC 8S Berlinetta y que lleva trabajando en esta industria desde hace décadas. La idea tras el Flying Star ha sido dotar de practicidad al potente coupé británico, pero guardando la elegancia.

Se trata de un shooting brake, un término británico que hace referencia a un deportivo con capacidad para cargar palos de golf o equipamiento de caza sin perder sus capacidades dinámicas y su elegancia inherente. Algunos preparadores como Artz han hecho todo un estilo de vida a partir de este tipo de vehículos. Centrándonos ya en el Flying Star, es curioso que la base de personalización haya sido el Bentley Continental GTC Speed, en lugar de la versión coupé de dos puertas.

Sus razones tendrían en Touring Superleggera pero hay que decir que el resultado final impresiona y bastante. Mediante herramientas CAD se desarrolló el proyecto para un montaje artesanal en la fábrica de Milán. El aspecto exterior es el de un familiar de tres puertas, sumamente deportivo. Si se me permite la licencia, un Scirocco de 610 CV y bastante más capacidad de carga: cuatro bolsas de golf o el set de maletas a juego con el coche, todo ello con los asientos traseros en posición.

La capacidad del maletero es de 400 litros con los asientos traseros levantados, de hasta 1.200 litros con ellos abatidos. Es reseñable que se forme una superficie de carga plana con 2 m de profundidad. El espacio de carga está forrado en cuero de alta resistencia y el piso del maletero en algo parecido al esparto, pero de tacto mucho más agradable. En el habitáculo reina la habitual opulencia y elegancia británica de los Bentley, cuero y madera de la mejor calidad se extienden hasta donde la vista alcanza.

Es una opción ideal para el millonario que quiera diferenciarse de la competencia, pero tendrá que pagar nada menos que 590.000€, y eso basándose en el GTC “de acceso a la gama” de 560 CV, no la variante Speed. En cuanto a las prestaciones, el “familiar” de las imágenes acelera de 0 a 100 km/h en 4.8 segundos y alcanza una velocidad punta de 322 km/h. Finalizamos el artículo con las imágenes oficiales tomadas por el carrocero y nuestra propia galería de imágenes en alta resolución.

Bentley Continental Flying Star, un shooting brake en Ginebra

36
FOTOS
VER TODASVER TODAS

En Diariomotor: Maserati A8 GCS Berlinetta Touring y Quattroporte Bellagio Fastback por Carrozeria Touring Superleggera