Infiniti FX30d, desde 60.900€

 |  @davidvillarreal  | 

Por fin se han dado a conocer los precios del primer Infiniti diésel, el Infiniti FX30d (238 CV) del que ya se han empezado a tramitar las primeras reservas que comenzarán a entregarse el próximo mes de julio. De paso qué mejor momento que éste para aprovechar y efectuar unos pequeños cambios en el equipamiento del autodenominado crossover más deportivo del mercado e introducir dos nuevos niveles GT Premium y S Premium.

El nuevo Infiniti FX30d tendrá a su alcance todos los acabados y opciones de equipamiento disponibles en el Infiniti FX37, el equipado con motor de gasolina V6. El diésel tendrá un coste añadido de entre 1.000€ (GT y S) y 1.500€ (Premium), una diferencia insignificante teniendo en cuenta el ahorro que suponen los 3.0 litros/100 km menos que homologa en el ciclo mixto y el equipamiento exclusivo (Sistema de Prevención de Desvío de Carril) que únicamente se incluirá en los diésel Premium.

A diferencia de otros sistemas similares que hemos probado, el Sistema de Prevención de Desvío de Carril de Infiniti no sólo avisa al conductor de que está invadiendo el carril contiguo sino que además actúa muy suavemente sobre los frenos de uno de los lados para corregir la trayectoria y evitar un accidente. Huelga decir que este sistema es desconectable, además únicamente funciona por encima de los 70 km/h.

Los nuevos niveles de acabado GT Premium y S Premium introducen un equipamiento extra respecto a los niveles GT y S (y tanto en el diésel como en los V6 y V8 de gasolina) del control de crucero inteligente, frenada inteligente, advertencia anti-colisión, la cámara de visión perimétrica – véase nuestra prueba del Infiniti EX37 – y el equipo de entretenimiento y navegación por satélite Connectiviti+ con disco duro de 30 Gb y recomendaciones de las Guías Michelin, así como el equipo de sonido Bose Premium Sound System.

Volviendo al tema del nuevo motor turbodiésel sobra decir que es la opción más “racional” dados sus consumos y también sus prestaciones en condiciones reales y en la conducción diaria. De hecho, con 550 Nm de par disponible desde las 1.750 rpm (superior incluso al par del propio V8 del FX50) éste motor se asegura de ofrecer una capacidad de recuperación que nos garantizará un extra de seguridad en adelantamientos.

Precios gama Infiniti FX
FX37 GT: 59.900 €
FX30d GT: 60.900 €
FX37 GT Premium: 65.590 €
FX30d GT Premium: 67.090 €
FX37 S: 62.650 €
FX30d S: 63.650 €
FX37 S Premium: 68.340 €
FX30d S Premium: 69.840 €
FX50 S Premium: 78.900 €

Vía: Infiniti
En Diariomotor: Infiniti estrena en Europa su primer motor diésel | Infiniti FX Limited Edition, lujo entremezclado con carbono | Infiniti FX

Lee a continuación: Infiniti estrena en Europa su primer motor diésel

Solicita tu oferta desde 68.500 €
  • csb

    ahora sí que está en condiciones de ser un vehículo a tener en cuenta como opción de compra teniendo en cuenta los gustos europeos y sus “racionales” compras por todo lo que queme gasóleo. ahora sí que el X5, Q7 y ML tienen motivos de temblar (a mi el precio no me parece malo) a pesar que siempre ha sido una alternativa real y en ciertos aspectos superior a los tres mencionados.

    personalmente, me quedo antes el gasolina, no obstante.

  • Anónimo

    de precio está bien.

    el que, entre premiums hablando, le podría quitar ventas a pesar de que es algo mas corto es el xc60 que tiene un precio bastante bueno.
    otro tema son los generalistas que cada vez hacen mejores productos.

    pero sincéramente, mejor un sedan y gasolina.

    el g37 , por ejemplo.

  • anonimo

    el xc60 no entra en esta liga,aqui entraria el xc90.salu2

  • Anónimo

    por espacio del interior andan cercanos. por fuera ocupa mas espacio el infiniti pero no se traduce en espacio.

  • Nacho

    El fallo -incomprensible por otro lado- del Infinity es el maletero, en comparación a sus rivales naturales: X5 y Q7. Mientras éstos ofrecen 600-750 litros de capacidad, el Infinity se queda en unos 450, increíble pero cierto. Un coche de esas dimensiones no puede ofrecer una capacidad similar a un Focus (410 con rueda galleta). Este detalle no es irrelevante, ya que elimina a muchos compradores potenciales que necesitan ese espacio. Los que tengan niños pequeños me comprenderán muy bien.

    Otra pega, bastante incomprensible también, es la trampilla del techo. ¿Por qué ofrecen eso, cuando sus rivales ofrecen espectaculares techos panorámicos practicables? La diferencia en luminosidad interior es enorme y con ello la sensación de espacio, lo que no es poco en un coche destinado fundamentalmente a viajes por carretera, no ciudad.

  • Pingback: Infiniti G25 Sedán, sólo para Estados Unidos — Diariomotor()