CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Superdeportivos

3 MIN

Bugatti se "enchufará" al futuro con un eléctrico

Una opinión muy extendida hoy por hoy, es que Bugatti en los últimos años se ha limitado a desarrollar el Bugatti Veyron, sentarse a esperar los beneficios, y una vez que el auge inicial se detenía quitarle el techo (y ponerle un paraguas) y sacar toda una serie de versiones especiales que mantuvieran la expectación. Razón no les falta, pero lo cierto es que tras esta fachada se están desarrollando multitud de apasionantes proyectos, entre ellos un superdeportivo eléctrico.

Según la revista británica Auto Express, una fuente cercana a las altas esferas de Bugatti les ha confirmado la existencia de un prototipo que tendría como objetivo demostrarnos de qué sería capaz un vehículo eléctrico pensado y desarrollado por los creadores del deportivo de producción más rápido sobre la faz de la Tierra. Incluso se dan cifras. Se habla de dos descomunales motores, de una potencia de 800 CV, de 2200 Nm desde los 0 km/h y de 0 emisiones.

Uno de los pilotos de pruebas de la marca francesa ha reconocido que la aceleración que produce es increíble, imposible de comparar con cualquier otro vehículo que se haya construido nunca. Ahora bien, ese desembolso de potencia (y por lo tanto energía) conlleva que funcionando a máximo rendimiento las baterías duren un periquete, que éstas tengan que ser más grandes (y pesar más) y que los tiempos de carga puedan ser todo un sufrimiento.

Está claro que los problemas a los que se enfrentará seguirán siendo los mismos que ya hemos visto en los primeros vehículos eléctricos que se están empezando a vender este año. La única diferencia es que en una máquina que busca desplegar todas sus prestaciones estos problemas se magnifican, de ahí que en Bugatti no tengan nada claro si abordar el riesgo o no. Y eso que darán por seguro que habrá un buen puñado de clientes dispuestos a comprarlo.

Este Bugattti no será el primero eléctrico de la historia, de hecho el propio Ettore Bugatti ya se paseaba por los alrededores de la fábrica en los años 30 al volante de su flamante Bugatti Type 56 eléctrico. Por aquel entonces hubo muchos clientes que se interesaron por este vehículo único que no estaba destinado a su producción, pero este interés no fue suficiente y definitivamente todo quedó en un prototipo inicial que solo pudo disfrutar Ettore.

Vía: Auto Express En Diariomotor: 1.001 CV no son suficientes para el Bugatti Veyron | Bugatti Veyron y su motor W16: así es y así se fabrica | Mi coche de la década: Bugatti Veyron