El Infiniti Q50 también contará con versión diésel

 |  @vfdezd  | 

Una de las principales novedades del recién concluido Salón de Detroit ha sido el Infiniti Q50, uno de los productos más ambiciosos lanzados por Infiniti en su más de cuarto de siglo de historia. La berlina más pequeña de la firma japonesa se ha renovado profundamente, tanto a nivel estético y mecánico como de nombre, que pasa de G3X a Q50. Por el momento sólo ha sido presentada la versión estadounidense, pero nadie duda de que en los próximos meses también se producirá su desembarco en el mercado europeo.

Uno de los principales problemas de Infiniti en Europa hasta hace bien poco era la ausencia de motores diésel, algo que de momento también ocurre en el nuevo Infiniti Q50, que en EEUU sólo se ofrecerá con un motor 3.7 V6 de 328 CV y algo más tarde con un 3.5 V6 de 302 ligado a un motor eléctrico. No obstante, Infiniti tiene claro que una motorización diésel es imprescindible en Europa, y va a aprovechar sus sinergias con Daimler para introducir en el coche un motor diésel procedente de Mercedes-Benz.

Los modelos de Infiniti que actualmente cuentan con motor diésel utilizan un bloque V6 procedente del propio grupo Renault-Nissan, pero ahora han creído conveniente optar por un bloque tetracilíndrico de Mercedes en lugar de optar por algún que utilicen Renault o Nissan en Europa. Seguramente se trate de alguna variante del propulsor de 2.1 litros que utilizan varios modelos de Mercedes, disponible con admisión atmosférica o con turbo y con potencias de entre 120 y 204 CV.

Un directivo de la división estadounidense de Infiniti ha confirmado que este bloque muy seguramente se ofrezca en un futuro en EEUU, aunque su estreno será en Europa. Este propulsor diésel no será el único que Mercedes ceda a Infiniti, puesto que también se espera la llegada de un Infiniti Q50 con motor de gasolina de cuatro cilindros turboalimentado a modo de motor de acceso a la gama de gasolina. En un horizonte algo más lejano se vislumbran versiones de tracción total que complementen a las variantes de tracción trasera que se ofrecerán en un primer momento.

Como vemos, Infiniti quiere que el Q50 sea el revulsivo definitivo para madurar como marca premium firme que sea reconocida por un amplio público como un rival serio al sempiterno triunvirato alemán. Ahora sólo queda esperar a que la división europea de Infiniti nos confirme la llegada del modelo a Europa.

Fuente: Autoweek
En Diariomotor: Infiniti Q50: tecnología, deportividad y un nuevo nombre para la renovada berlina de Infiniti | Sin tapujos: este es el nuevo Infiniti Q50, el sustituto del G37

Lee a continuación: 5 claves del Salón de Detroit: SUV conceptuales, deportivos, berlinas japonesas…

Solicita tu oferta desde 25.200 €
  • Víctor Rico

    Podrían optar también por el 2.0 dci de 150 cv de Renault. Es muy bueno.

  • Adrianastur

    Un pequeño detalle… El artículo dice: “disponible con admisión atmosférica o con turbo”. ¿De donde sale que habría una versión atmosférica de un motor diésel? Desde hace años en Europa los turismos montan propulsores únicamente turbodiesel. Es más, el último diésel atmosférico que se vendió fue el 1.9 de PSA…

    • Ha sido un despiste absoluto, a saber en qué estaba pensando. Obviamente son todos turboalimentado, la principal diferencia entre las diferentes potencias es que el motor de 204 CV monta un turbo de dos etapas. Gracias por el aviso @32136cc75b967a1fbd017bac9700ea14:disqus Saludos!