Ali vs Ali: Porsche sabe que nadie hace deportivos, ni anuncios, como ellos

 |  @davidvillarreal  | 

Porsche sabe cómo hacer buenos anuncios, casi tanto como hacer buenos deportivos. Anuncios en los que no hace falta destacar lo mejor de tu producto, ni presentar tus cartas, en los que basta con apelar al sentimiento. Pero claro, cuando tu gama tiene productos como la gama Porsche, es demasiado sencillo olvidarte de todo lo demás. Y sinceramente, y por mucho que hayan recurrido a un cliché manido, hemos de felicitar una vez más a sus publicistas porque han dado en el clavo. Ali vs Ali, Sharapova vs Sharapova, Carlsen vs Carlsen y Porsche 911 vs Porsche 911. Para Porsche solo existe un rival, ellos mismos.

La nueva campaña publicitaria del Porsche 911, la que está llamada a presentar en sociedad a los primeros 911 Carrera con motor turbo, llega bajo el eslogan “Compete”. Y para protagonizarla, además del susodicho, qué mejor que tres fenómenos en lo suyo. Por un lado, Magnus Carlsen, prodigio del ajedrez, y número 1 mundial. María Sharapova, imagen de Porsche, tenista, y vencedora en cinco Grand Slams. Y por último, pero no por ello menos importante, Muhammad Ali. Sí, Porsche ha tenido la osadía de resucitar al gran Ali para un momento tan especial como este, el de definir una nueva era para la historia del Porsche 911.

La técnica de “duplicar” a una persona en vídeo es relativamente sencilla, un recurso que se ha utilizado en infinidad de ocasiones, sin necesidad de recurrir a las avanzadas técnicas cinematográficas y de efectos especiales que se utilizan hoy en día.

Pero en el caso de Muhammad Ali no iba a ser tan sencillo. Para recuperar la imagen del gran Ali, en sus tiempos mozos, y mucho antes de que las consecuencias de su enfermedad, el Parkinson, fueran visibles. Como veremos en el siguiente vídeo, a modo de “making of”, los publicistas recurrieron a dobles, y a técnicas más avanzadas de retoque fotográfico para que las facciones de los dobles fueran creíbles, hasta el punto de llegar a hacernos creer que de verdad está luchando Ali contra sí mismo en el cuadrilatero.

En definitiva. Un anuncio épico. Uno más que se sumará a la larga trayectoria publicitaria de Porsche.

Fuente: Porsche
En Diariomotor:

Lee a continuación: Rico moderno, ¡diviértete disparando platos desde un Porsche 911 en marcha!

Solicita tu oferta desde 109.091 €
  • Rubén Rubio

    ¡Ben Collins! :P