CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Volkswagen

3 MIN

¿Podrá el titánico Volkswagen Passat W8 contra un simple Jetta de cuatro cilindros? (+vídeo)

Javier López | @jlopezbryan96 | 13 Nov 2022
Volkswagen Passat W8 Vs Volkswagen Jetta 150 Cv Video 1
Volkswagen Passat W8 Vs Volkswagen Jetta 150 Cv Video 1

A priori podríamos estar hablando de una comparación injusta, especialmente si tenemos en cuenta la diferencia de potencia. Pero al actual Volkswagen Jetta lo separan muchos años del especial, exclusivo , raro pero obsoleto Passat W8, lo que también implica grandes saltos en tecnología y eficiencia. Sin embargo, ambos se han batido en duelo por cortesía del youtuber TFLclassics, quien ha decidido comprobar si un actual cuatro cilindros de 150 CV puede con el colosal W8 de 275 CV.

Dicha comparativa la lleva a cabo por medio de una carrera de aceleración con la que quiere comprobar cuál de los dos es más rápido. Y aunque bien es cierto que hay 125 CV de diferencia a favor del Passat, estamos hablando de un Jetta con un motor turbo y con menos peso, siendo este 400 kilos más ligero que el Passat, aspectos que pueden jugar a su favor.

El Volkswagen Passat W8 que quiso demostrarle a un Jetta que todo tiempo pasado fue mejor

En lo que a mecánica pura y dura se refiere, el Volkswagen Passat recurre a un incombustible W8 de 4.0 litros que eroga 275 CV y 370 Nm de par. Dichas cifras se gestionan en esta ocasión por medio de una caja de cambios manual de seis relaciones, y permiten un 0 a 100 en 6,5 segundos y una velocidad máxima de 250 km/h.

En el caso del Jetta nos topamos con el archiconocido 1.5 TSI, un cuatro cilindros turbo que produce 150 CV y 250 Nm de par. De esta manera, la berlina puede cubrir el 0 a 100 en 8,6 segundos y alcanzar una velocidad punta de 220 km/h, cifras también medidas con la caja de cambios manual de seis marchas que equipa la unidad protagonista.

Pero, ¿qué pasa cuando estas dos berlinas se ven las caras sobre el asfalto? Lo primero es que en la carrera desde parado el Passat se alza con la victoria, aunque no por mucho. Y es que mientras que este completa el cuarto de milla en 16,82 segundos, el Jetta lo hace en 17,23 segundos, es decir, una diferencia ínfima. Y la situación también es muy pareja en la carrera en movimiento, ganando el Passat con su W8 por los pelos.

¿La moraleja? Que la potencia no siempre lo es todo y que los motores modernos están acercándose en prestaciones y eficacia a propulsores de antaño más grandes y potentes. ¿Mi opinión? Qué importan un margen de milésimas cuando puedes tener bajo el capó un extraño y exclusivo W8.