CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Fórmula 1

3 MIN

Cascos históricos: Henri Pescarolo

Àlex Garcia | 26 Abr 2016
Henri Pescarolo
Henri Pescarolo

Henri Pescarolo es un hombre histórico dentro del mundo del automovilismo mundial y sobre todo para los franceses. Pero sobre todo, para los aficionados al mundo de la resistencia, donde el incombustible Pescarolo es una auténtica leyenda. Parte del motivo es el estridente casco verde que lució durante una carrera deportiva que duró más de 30 años, sobre todo en las 24 horas de Le Mans.

El diseño de Henri Pescarolo está basado alrededor del color verde tan característico que llamó la atención a lo largo de cuatro décadas distintas. El casco del piloto francés no tiene más pretenciones y no hay ningún diseño más allá del color liso que cubre su cabeza. De esta forma, no hay líneas, ni círculos ni ninguna de las otras decoraciones tan socorridas a lo largo de los años 70 y 80.

Pero la realidad es que el diseño de Pescarolo se produjo en los años 60, en una época por lo tanto en la que no había diseños cargados. La mayoría de cascos tenían un solo color y en todo caso, tiraban por cambiar el color de las viseras para cambiar la imagen que daban. En el caso del francés, la visera adoptó el color blanco y lo mantuvo durante varios años.

Adicionalmente, Pescarolo añadió su apellido al diseño del casco, en la parte frontal inferior. Inicialmente, el diseño usó letras mayúsculas con una fuente simple en color blanco. Con el tiempo, la presencia de su apellido fue variando, con las letras reduciéndose en tamaño y pasando por una etapa de color negro antes de volver a sus orígenes con el blanco.

En una época donde la mayoría de pilotos usaban cascos abiertos, Pescarolo fue uno de los primeros pilotos en usar un casco integral. Parte del motivo fue la comprensión de que un casco integral no solo era más seguro en caso de accidente sino que este también ofrecía una mayor protección en caso de incendio, como tuvo que vivir Pescarolo en sus propias carnes -su famosa y frondosa barba cubría parte de las quemadas sufridas en un incidente-.

A pesar de competir en cuatro décadas distintas, Pescarolo nunca dejó que el mundo cambiarara su seña de identidad. De esta forma, incluso en años 90 en sus últimas participaciones como piloto profesional o en los años 2000 en los eventos en los que participó con alguno de sus coches, el diseño de su casco se mantuvo inalterado. El único cambio, la actualización a modelos actuales que ofrecen mayor protección pero nada más.

El color verde del casco de Pescarolo fue tan distintivo que cuando acabó fundando su propio equipo a principios de los años 2000, ese verde acabó formando parte de la decoración de los coches. Incluso tras verse obligado a cerrar el equipo, en su reapertura volvió a rescatar el verde, creando una imagen basada en la leyenda del piloto francés. ¡Menuda forma de aprovechar un color propio!

14
FOTOS
VER TODASVER TODAS

En Diariomotor Competición | Cascos Históricos