ESPACIOS
Cerrar CERRAR

Brodie Kostecki logra el título en el Supercars

A falta de la segunda fecha de la Adelaide 500, última cita de la temporada, el Supercars se ha decidido a favor de Brodie Kostecki, el piloto de Erebus Motorsport aprovechó que sus rivales para el título, Shane van Gisbergen y Will Brown, colisionaron en la propia primera vuelta del evento sabatino para asegurar la corona ya que solamente necesitaba culminar la carrera, lo que hizo en el sexto puesto tras largar desde la pole position.

Este título de Kostecki pone fin a una seguidilla de siete campeonatos repartidos entre los pilotos de los equipos Triple Eight y Dick Johnson Racing, los cuales ganaron catorce de las últimas quince ediciones del Supercars. También les concede la primera corona en la era Gen3 al Chevrolet Camaro. Kostecki, quien este año debutó en NASCAR Cup Series con el equipo Richard Childress Racing en el circuito mixto del Indianápolis, ha comunicado que tras lo demostrado este año se siente listo para seguir el camino trazado por Scott McLaughlin y Shane van Gisbergen, pilotos que utilizaron al Supercars como vitrina para luego trasladarse a los Estados Unidos para proseguir sus carreras profesionales.

El piloto de 25 años aprovechó el impacto que causó la victoria de Shane van Gisbergen en la Cup Series en el circuito callejero de Chicago este año para ser invitado por Richard Childress y está anunciado que participará en al menos tres carreras en 2024 junto al equipo. La afinidad entre la NASCAR y el Supercars ha facilitado la adaptación de los pilotos, lo que es obvio considerando que en ambas series se compite con el Chevrolet Camaro ZL1.

En cuanto a la penúltima fecha del Supercars, se debe indicar que fue la tarde del Mustang, los cuatro primeros en meta: Cameron Waters, David Reynolds, Thomas Randle y Chaz Mostert representan al Pony Car de Ford. Waters rebasó a Reynolds sobre la mitad del recorrido y consolidó su ventaja hasta el final. Si bien Kostecki salió desde la pole, tras largarse la carrera chocó contra David Reynolds próximos a la chicana Senna, sin mayores consecuencias que la pérdida del liderato. El problema más grande vino en la curva 4 de la misma vuelta, allí Shane van Gisbergen, Will Brown y Anton De Pasquale protagonizaron un fuerte accidente contra el muro que terminó de sentenciar la carrera, puesto que Kostecki, al enterarse de la deserción de sus rivales, no atacó en ningún momento a sus predecesores para evitar riesgos innecesarios. Apenas De Pasquale pudo completar la distancia en el puesto 21 a dos vuelta del ganador.

Foto de Humberto Gutiérrez

Humberto Gutiérrez

Cargando...