De dos a cuatro: Marc Márquez ya sabe lo que son las sensaciones al volante de un Fórmula 1. Foto 30 de 32.