De nuevo en España, ByKolles sigue acumulando kilómetros con su LMP1

 |  @fernischumi  | 

ByKolles ha decidido renacer justo en el mismo momento en el que el Mundial de Resistencia ha decidido cambiar de rumbo y fomentar la batalla entre equipos privados y fabricantes. Todos conocemos las desventuras de la formación germana durante los últimos años e incluso, cómo Robert Kubica huyó despavorido este mismo año cuando vio los entresijos de la formación dirigida por Colin Kolles. Ni siquiera el atractivo de poder competir en las 24 Horas de Le Mans retuvo al polaco, aunque viendo el destino que tuvo la aventura, parece que tomó la decisión correcta al respecto.

Con la llegada del nuevo reglamento técnico que promete igualar las prestaciones a una vuelta de LMP1-H y prototipos no híbridos, ByKolles Racing ha comenzado a realizar los primeros test de cara a la próxima temporada 2018-19 del WEC. En esta ocasión, la tercera tanda de pruebas ha tenido lugar de nuevo en suelo español, concretamente en el Circuito de Almería, en el que la estructura ha probado su modificado CLM P1/01, así como algunos de los pilotos que prometen estar en este enésimo intento del equipo de realizar un programa más o menos serio.

Tom Dillmann, Oliver Webb, Pierre Kaffer, Paolo Ruberti y el chino Ling Kang se han encargado de poner a prueba las novedades en el LMP1 de Kolles, completando una distancia equivalente a tres carreras en la que se han probado las modificaciones en el kit aerodinámico y la puesta a punto del motor V6 heredado del proyecto fallido NISMO. Si nos limitamos a completar los antecedes, el proyecto no tiene visos de correr mucha suerte, sin embargo, la llegada del nuevo Campeonato del Mundo por equipos tal vez ayude a que los responsables doten de algo más de seriedad a la aventura… nunca mejor dicho.

Lee a continuación: Oficial: Toyota competirá en el Mundial de Resistencia 2018-19

  • Diego Viana Villegas

    A ver a quién engaña esta vez el señor Kolles, un tipo que ha sobrevivido en el automovilismo a base de engañar a infinitas personas yendo de sablazo en sablazo. Tiene pufos en todas partes.