CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Otros circuito

3 MIN

El Peugeot 9X8 podría competir en la IMSA bajo el respaldo de otro fabricante

Humberto Gutiérrez | 16 Jul 2021
peugeot_9x8_concept_wec_imsa_lmh_2021_21
peugeot_9x8_concept_wec_imsa_lmh_2021_21

Tras la presentación del prototipo 9X8, el hypercar con que Peugeot espera competir en las 24 Horas de Le Mans de 2022, el fabricante francés está organizando un programa para llegar a la cita con la mejor preparación posible. En medio de ese cronograma, y luego de establecerse la convergencia entre los LMH y los LMDH tanto para la IMSA como para el WEC, Jean Marc Finot, vicepresidente senior de Stellantis Motorsport, declaró que está latente la posibilidad de que el coche desembarque en los Estados Unidos para defender a una de las marcas del grupo, entre las que se cuentan Chrylser y Dodge. Tal estrategia no es nueva puesto que desde Acura Motorsport han señalado que el ARX-05, de llegar a competir fuera de Norteamérica, defendería los intereses de Honda Racing.

En reciente rueda de prensa realizada en el circuito de Monza, Finot manifestó que las discusiones para intervenir en algunas fechas del Campeonato IMSA Weathertech Sportscar están abiertas y van por buen camino ya que tienen el coche y una plantilla de pilotos que puede encargarse de la tarea. Además de Peugeot, el Grupo Stellantis abarca a Citroën, Alfa Romeo, Fiat, Maserati, Jeep Chrylser y Dodge, siendo las tres últimas de procedencia estadounidense, pero sin duda se descarta a Jeep por incompatibilidad comercial. Así que sobre el papel lo tienen todo para dar luz verde al proyecto de encarar la IMSA y el WEC de forma paralela.

También está abierta la posibilidad de que no sea el 9X8 en su totalidad sino la tecnología implicada lo que se utilice para promocionar a otras marcas del Grupo Stellantis. Siendo así, se partiría del prototipo a modo de columna vertebral para ensamblar un nuevo coche que represente a otro fabricante. Finot declaró que la prioridad de Peugeot como tal está en Europa, y por supuesto en el WEC, pero requieren rodar bastante a un ritmo exigente para afrontar la homologación con mayor seguridad y además tener la certeza de que la confiabilidad les va a permitir ir a Le Mans con una visión más optimista. De allí el planteamiento de ir a Estados Unidos para, hipotéticamente, competir en Daytona, Sebring y Watkins Glen esté como una alternativa muy interesante en la programación del hypercar francés.

En palabras de Jean Marc Finot:

Tenemos una discusión abierta sobre si Peugeot podría agregar carreras en los Estados Unidos, también sobre si la columna vertebral del coche podría servir para otras marcas del Grupo Stellantis. En este momento estamos completamente enfocados en el FIA WEC, probando y entendiendo el coche antes de nuestro debut en el 2022. El progreso del programa determinará si nos comprometemos con Le Mans. Espero que podamos estar allí, pero la clave es la máxima competitividad del automóvil.

Vía | Dailysportscar